Buscar este blog

7 de agosto de 2013

EL FALSO TRIUNFALISMO DE LA JMJ Y FRANCISCO

Una disculpa por el aparente abandono del Blog, la realidad es que he estado viviendo dos semanas apabullantes, entre que se me juntó mi tradicional gripa de medio año junto con un cambio en mi situación laboral, y unas vacaciones que por ambas circunstancias, junto con un intento de robo en mi casa que motivó el implementar ciertas drásticas y costosas medidas de seguridad, ante la situación verdaderamente crítica por las deficiencias de nuestras autoridades estatales y municipales en el ramo, resultaron un tanto arruinadas pero intensas, es que no he podido escribir en este espacio; sin embargo, ya estoy volviendo a adquirir estabilidad al tiempo que me acostumbro a mis nuevas responsabilidades profesionales, y con ello, vuelvo a estar en condiciones de dedicarle un tiempo a la redacción d este Blog, así que vamos al tema:


Terminó la Jornada Mundial de la Juevntud y ese evento ha sido justo lo que temíamos acerca de la deriva del pontificado de Francisco I, el Papa Bergoglio se ha manifestado claramente como un Papa poco formado, anclado en formas propias del populismo sudamericano más ramplón y barato, con una cultura escasa y aparte, ciego ante el evidente fracaso del Vaticano II y sus consecuencias o derivados; por el contrario, se encuentra claramente convencido de aplicarlo sin revisar los métodos y formas surgidas del mismo o sus consecuencias de manera integral. Por el contrario, lo que hemos visto en el evento ocurrido en Brasil en las pasadas semanas ha sido una apoteosis de los "abusos" en materia litúrgica y doctrinal que han dejado anonadados a más de uno, y contrario a lo que parece o se dice por el propio pontífice y sus corifeos, poco ha abonado al camino de la restauración de la unidad cristiana y mucho menos ha servido como progreso para la restauración de un modo de vida cristiano en la gente.

Los medios oficiales vaticanos, por ejemplo, parecen reducir todo al terreno de los números: sí, es cierto que demográficamente, Brasil es el país con más católicos del mundo, gracias a su inmensa población, pero a la vez, es el país donde más católicos se van de la Iglesia y se convierten a otras denominaciones cristianas, principalmente las evangélicas o protestantes made in USA, con sus expresiones histriónicas, sus grandes negocios económicos y su enorme permisividad moral que contrasta con el puritanismo del antiguo y decadente calvinismo original de los colonos anglosajones. Pese a esa mayoría de católicos, es bien sabido que los brasileños son famosos por su forma de vida, sobre todo en materia de moral sexual, bastante promiscua y relajada, para ellos, el catolicismo es más una expresión cívica o de identidad, antes que un compromiso por seguir un comportamiento ético determinado, más allá de practicar una serie de ritos y oraciones. Además, gran parte de este aspecto cultual de la Religión Cristiana en Brasil se haya contaminada por elementos extraños y paganos, provenientes de la herencia africana y en menor medida, indígena, de los cariocas.

El que el Papa haya reunido multitudes en los eventos llevados a cabo en Brasil no quiere, por tanto, decir mucho, ya vimos eso con Juan Pablo II, quien, gracias a su carisma personal y su habilidad mediática, lograba reunir a cientos de miles de personas en diferentes actos públicos; sin embargo, aquello no representó la llegada de la Primavera de la Iglesia ni mucho menos, y en los últimos años de Wojtila era posible ver su expresión de decepción o desencanto: simplemente, un factor importante para la liberación de Checoslovaquia del yugo ruso-comunista fue el papel de la Iglesia Católica, pero 20 años después, y pese al Gobierno de un Vaclav Havel, plenamente identificado con el Catolicismo Neoconservador en auge bajo el largo pontificado del polaco, la mayoría de los checos son decididamente ateos y el país se ha convertido en un inmenso burdel, donde tanto la Pornografía como la Prostitución son las principales fuentes de ingresos para un país que parece haber quedado flotando en el limbo del estancamiento económico y la inacción política de sus gobernantes y sobre todo, la mínima presencia de la Iglesia, que derribado el "telón de acero" se echó a dormir, como si el orden resultante fuera ya la perfección y la libertad plenas.

Pero ¿cómo no van a darse deserciones del catolicismo con escenas como la retratada en la foto con la que se abre este post? Es algo que yo ya he conocido desde niño, en el ambiente abiertamente vaticanosegundista en que me tocó mi formación religiosa, con los Hermanos Maristas: las canciones pop en la misa, el sacerdote que cuenta chistes con alguna presunta enseñanza, ponerse a bailar, homilías dialogadas con preguntas y respuestas entre el sacerdote y los fieles, lenguaje coloquial, a veces de plano majadero, etc. todos ellos, instrumentos con los que se pretende lograr atraer el interés de los fieles, sobre todo de los jóvenes, hacia la Religión. Vanos intentos: para empezar, los sacerdotes pierden su rol de autoridad, en segundo, se frivoliza la Eucaristía misma, cimiento y base de la vida cristiana, y en tercero, en vez de que sea algo atractivo y suscite el interés, la Liturgia pasa a convertirse en algo soso, motivo de chiste, de risa y poco serio, e incluso, el sacerdote como individuo empieza a "caer pesado".

¿Cómo pueden ejercer su autoridad estos obispos danzantes? ¿Cómo alguien los puede tomar en serio? ¿Cómo pueden ellos contradecir al mundo y alertar a las personas de lo que está mal en él cuando es clara su intención de agradar al mundo y hacer lo que cualquier frívolo desocupado haría como es participar en un flashmob? Para alguien de fuera de la Iglesia Católica, esta actitud es bastante despreciable, y como he dicho, en realidad muy poco ecuménica: basta ver el comentario que hizo un sacerdote ortodoxo tras ver lo sucedido en Río y que es citado en el Blog Infocaótica:

"Incluso si, de alguna manera, pudiese convencerme de los dogmas exclusivos de Roma, cosas como la de arriba son la razón por la que nunca podría convertirme en católico romano. Me han dicho los defensores de Roma que cosas como éstas son en realidad "abusos" y que la "verdadera" cultura y culto romano no deberían ser así. Pero si un evento católico, global y de primer orden, como la Jornada Mundial de la Juventud (este video es de la JMJ 2013), tiene como protagonistas a los mismos sucesores de los apóstoles danzando así frente al mismísimo Papa, ¿dónde está exactamente la cosa oficial y verdadera? Esto que se ve me parece lo suficientemente oficial.

He conocido a más de una persona que se convirtió al catolicismo romano por lo que había leído y que, entonces, cuando vio este tipo de cosas (o, incluso, la insulsa liturgia cuasi-luterana que constituye la mayor parte del culto de los católicos actuales), terminó yéndose. Puedo entender a alguien que deja la religión después de experimentar el abuso (aunque preferiría verlo pasarse a alguna forma de religión no abusada), pero es difícil argumentar que la liturgia de Roma que uno ve en casi todos lados sea un abuso, particularmente cuando se muestra mundialmente con el visto bueno y oficial del Vaticano. La eclesiología romana, con su énfasis en el Papado, hace aún más difícil que el argumento contrario suene convincente. Si el Papa mismo lo consiente, es muy difícil argumentar que lo que se ve en este vídeo es un abuso.

Y también encuentro difícil preguntarse cómo podría Roma regresar a su antiquísima tradición litúrgica, la que San Juan de Shanghai y San Francisco, entre otros, dijeron "es mucho más antigua que cualquiera de las herejías".
 
Pero no solo esto, se pensaba que este tipo de actitudes abriría la puerta a la reconciliación con los Protestantes, pero no es así: el Protestantismo histórico, no las farsas nacidas en el suelo estadounidense, ha conservado formas litúrgicas antiguas, como en el caso de los Anglicanos, e himnos y música sacra hermosas, piénsese que Bach, probablemente el músico más influyente de la Historia, se formó en la música sacra luterana y el contraste con un Martín Valverde, uno de los principales representantes actuales de la música católica de guitarrita y letras cursis es inmenso. Los Luteranos también han condenado unánimemente estos ridículos, tal y como puede verse en este blog de dicha confesión...
 
 Terrible: herejes y cismáticos recuerdan a obispos católicos la dignidad de su investidura como sucesores de los apóstoles...
 
Pero, por si fuera poco, es el propio Papa Francisco I quien se ha convertido más que nunca en fuente de división en vez de unidad, tal y como se desprende de la entrevista que concedió a los medios de comunicación a bordo del avión que lo llevó de regreso a Roma, la forma en que evadía los temas escamosos y su sentencia sobre los homosexuales: ¿... quién soy yo, para juzgarlos? en algo que confirmó el porqué los medios lucen encantados con la figura del argentino en la sede petrina: es un Papa que lejos de ser alguien comprometido con la verdad y señalar aquello que está mal y llamar a la gente al cambio, solo dice lo que los demás quieren oír y se la pasa en gestos donde hace aquello que en el mediático mundo de la imagen de hoy se quiere ver, aunque con ello se cargue, o ponga en riesgo no solo la doctrina o el magisterio de la Iglesia de 2,000 años, sino hasta la misma Biblia que condena sin vacilación en numerosos pasajes a la sodomía, aunque reiterando la misericordia para el pecador.
 
En resumen, la Iglesia, desde hace 50 años está patas arriba, pues contradijo aquel discurso de Cristo en la Ultima Cena acerca de que la Iglesia debe situarse fuera del mundo, para tratar de seguirle el paso al mundo; la misión de la Iglesia es la conversión del mundo y no su conversión a los modos de éste. De ahí en adelante, todo ha sido desastre. Hoy en día, estamos ante un Papa que se comporta como el típico demagogo latinoamericano, y que como tal, y pese a las denuncias y evidencias, nombra a sus amigos para altos puestos para los que no son dignos o no están preparados; si hace unas semanas hablaba de enfrentarse al Lobby Gay en el Vaticano, nombra a Monseñor Ricca, denunciado por una escandalosa vida homosexual cuando trabajó en la Nunciatura en Uruguay como encargado de la limpieza en el Instituto para las Obras de Religión o "Banco del Vaticano", y nombra al Cardenal Madariaga de Tegucigalpa, que ha estado más inmerso en la política de su país, con el golpe de Estado contra Zelaya y otros escándalos que en cuestiones del gobierno de la Iglesia, para presidir la comisión de notables que se reunirá en octubre para la reforma de la Curia.
 
En una señal preocupante, además, prohíbe a los Franciscanos de la Inmaculada, orden religiosa italiana, la celebración de la misa de acuerdo con el rito tridentino, contraviniendo al motu proprio Summorum Pontifficum de Benedicto XVI, con lo que de parte de los Tradicionalistas se esperan golpes y ataques de parte del propio Papa y de las alas Modernista y Neoconservadora, que han hecho de la defensa a ultranza de las posiciones, actos y discursos del Papa su misión central, sin tolerar crítica alguna.
 
Muchos se preguntan qué es lo que está sucediendo, y ahí es donde se entra al terreno de la especulación, en el que algunos concluyen que estamos ya al borde de los tiempos apocalípticos y que Francisco I es un antipapa destinado a la destrucción de la Iglesia. Sin llegar a tanto, sí hay indicios que pueden llevar a cuestionar la legitimidad del Papa argentino, quien parece estar consciente de ello y por eso es que se denomina a sí mismo únicamente como Obispo de Roma, como también parece estar consciente de que no llena la capacidad necesaria para el cargo; hay quienes, además, consideran que el estatus de "Papa Emérito" para Benedicto XVI resulta bastante ambiguo y siembra dudas respecto a la legitimidad de su renuncia y el nombramiento del actual pontífice, cuando los Papas renunciantes en el pasado: Gregorio XIII o Celestino V, jamás llevaron ese título, sino que oficialmente volvieron a ser considerados cardenales, señalando además que el motivo de tales renuncias fueron situaciones políticas determinadas en el contexto del Cisma de Occidente o la constante injerencia del Imperio Alemán medieval en la vida interna de la Iglesia. Sin embargo, también queda claro que Bergoglio siempre ha sido un hombre que ha buscado el Poder, pese a que una vez instalado en él no lo haya usado de la forma más idónea, como se desprende de su desastrosa gestión al frente de la Diócesis de Buenos Aires.
 
¿Estamos al borde de un nuevo Cisma, parecido al de Avignón? Aún no lo podemos decir, lo que sí, se vienen tiempos oscuros y difíciles, no es de dudar que los Medios de Comunicación, que se han vuelto enemigos jurados de la Iglesia y de la doctrina cristiana, festejen con este papado... en mucho, es lo que quieren ver: un elemento de autodestrucción al interior.

14 comentarios:

Leandro Espadas dijo...

Hola yorch, yo desde hace aproximadamente dos años que sigo tus comentarios por este medio, ya se que tu anteriormente has dicho que te velen lo que la gente piense de tus opiniones,seria honesto de mi parte ponerte de manifiesto las directrices de mis opiniones aunque ses de manera somera, yo soy una persona que trato de vivir la vida guiado por la espiritualidad ignacia, soy un colaborador de los jesuitas y su labor, por lo tanto te digo que me parece increíble que una persona con tu capacidad de discernimiento esgrima unas opiniones tan cesgadas, prejuiciosas, y de verdad no quiero pensar que malintencionadas, pero tal parece que si, te recomiendo que te acerque a los jesuitas mas próximos a tu comunidad y conozcas mas y de primera mano quienes son estos y su trabajo y luego con todo conocimiento entonces si opines todo lo que quieras que ese es tu derecho y con ello no me meto. honestamente espero que lo hagas y también sería justo decirte que espero con ansia cada opinión que das son muy interesantes sobretodo las de materia política, admiro mucho tu capacidad de discernimiento y tus atinadas predicciones, en materia política, sin mas que decirte me despido mi nombre es Leandro.

interpretatio dijo...

"Una Iglesia dividida, en efecto, como ya decía en mi carta a vuestros obispos, no podrá cumplir su misión “de sacramento, es decir, señal e instrumento de unidad en el país”. Por ello alertaba allí sobre “lo absurdo y peligroso que es imaginarse como al lado ―por no decir contra ―de la Iglesia construida en torno al obispo, otra Iglesia concebida sólo como “carismática” y no institucional, “nueva” y no tradicional, alternativa y, como se preconiza últimamente, una “Iglesia popular”. Quiero hoy reafirmar estas palabras, aquí delante de vosotros." BEATO JUAN PABLO II

interpretatio dijo...

Leandro: El error está en la dialectica que planteas. No olvides que tan jesuitas fueron, también, San Roberto Bellarmino y Don Ángel Ayala.

Anónimo dijo...

Ese no es beato y también era un dialéctico sino mire los resultados que tuvo y se mencionan y se mencionan en esta nota.

Anónimo dijo...

http://fratresinunum.com/2013/08/26/para-pagar-dividas-da-jornada-igreja-vende-predio-no-rio/
Para pagar dívidas da Jornada, igreja vende prédio no Rio.
Folha de São Paulo – A Arquidiocese do Rio está se desfazendo de parte do patrimônio da Igreja Católica para tentar saldar a dívida deixada pela Jornada Mundial da Juventude.

Um prédio em São Cristóvão, bairro da zona norte da cidade, está sendo vendido para a Rede D’Or de hospitais por R$ 46 milhões. No imóvel funciona, desde 2001, o hospital Quinta D’Or.
O prédio pertence à Casa do Pobre de Nossa Senhora de Copacabana, entidade ligada à igreja. Estava alugado à Rede D’Or desde a inauguração do hospital.

Anónimo dijo...

27 agosto, 2013Nova Evangelização nas “periferias existenciais”: Padre celebra missa dentro de córrego poluído. http://fratresinunum.com/2013/08/27/nova-evangelizacao-nas-periferias-existenciais-padre-celebra-missa-dentro-de-corrego-poluido/



ESTO NOS DEJÓ SU BEATRUCHO INTERPRETATIO.....

Anónimo dijo...

27 agosto, 2013Nova Evangelização nas “periferias existenciais”: Padre celebra missa dentro de córrego poluído. http://fratresinunum.com/2013/08/27/nova-evangelizacao-nas-periferias-existenciais-padre-celebra-missa-dentro-de-corrego-poluido/



ESTO NOS DEJÓ SU BEATRUCHO INTERPRETATIO.....

Anónimo dijo...

Rigoberto y su humanista beatrucho destructor de la Iglesia.

Anónimo dijo...

Siempre he respetado tus comentarios en tu blog Yorch pues creo que están llenos de muchas verdades, pero en éste caso y en otros similares tengo que decir que no te apresures tanto a emitir juicios.

No sé si realmente hayas tomado tiempo de leerlo o analizarlo a fondo apoyado en las encíclicas papales (que son necesarias para una mayor comprensión y aclaración no sólo de lo establecido en los concilios sino de la biblia misma) y en el catecismo de la Iglesia Católica, pero creo que tu visión del Concilio Vaticano II está algo sesgada.

Ignoro la razón del por qué sea así, quizás te hayas dejado llevar por las interpretaciones, aplicaciones defectuosas y opiniones personales de algunos sacerdotes, curas o párrocos cercanos o de las Iglesias a las que concurras, pero yo te digo que malas interpretaciones, ya sea demasiado rígidas o demasiado libertinas han ocurrido desde siempre en la historia de la Iglesia Católica (han sido esas a final de cuentas las que han ocasionado las separaciones ó cismas como se puede ver en el cisma de la oriente que dio origen a la Iglesia Ortodoxa y en la "reforma" protestante, una causada por una mala interpretación de la tradición, otra por una mala interpretación –o mejor dicho una interpretación “personal ó particular”- de la escritura).

De hecho deberías saber que "herejía" significa eso: opinión personal ó juicio privado, y aplica no solo a cuestiones bíblicas sino a cuestiones mismas de la Sagrada Tradición (que significa Testimonio) de la Iglesia Católica (es ella y no tanto la biblia la que da testimonio de Cristo, es mas fue la Iglesia Católica la que a final de cuentas decidió qué libros o cartas apostólicas conforman la biblia).


CONTINUARÁ...

Crisbio

Anónimo dijo...

Lo que sucede es que quizás no se haya hecho hincapié suficiente acerca de qué es el pecado original, algunos creen que es el “libre albedrío”, sin embargo “libre albedrío” siempre ha tenido el hombre desde que fue creado por Dios (Adán y Eva tuvieron el suficiente “libre albedrío” como para desobedecer a Dios, si ellos no hubiesen tenido “libre albedrío” sino hasta que comieron la fruta del árbol prohibido se estaría entonces asumiendo que Dios los “manipuló” ó “controló” con la intención de que lo desobedecieran… lo cual es absurdo pues sería echarle la culpa a Dios del pecado original); el pecado original es el asumir que uno es capaz de saber lo que le conviene ó no le conviene ó dicho más claramente el creer que uno es capaz de saber por si solo y sin ayuda de nadie, la diferencia entre lo bueno y lo malo, entre lo que le conviene ó no (la tan llamada “ciencia del bien y del mal” con la que el maligno tentó a Adán y Eva), o sea que uno con su “juicio privado” sea capaz de descubrir por sí mismo la diferencia entre el bien y el mal.

¿Qué tiene que ver eso con el tema en cuestión? Simplemente que así como uno de los pilares del protestantismo es el principio NO bíblico del “libre examen” (el creer que uno es capaz de interpretar por sí mismo la biblia sin ayuda de ningún guía… o sea el pecado original aplicado a las Sagradas Escrituras -¿puede haber mayor prueba de que el protestantismo nació del maligno?-), así también puede haber “juicio privado u opinión personal” (pecado original) aplicado a la Sagrada Tradición (como sucede con la Iglesia Ortodoxa), pues entonces estarías asumiendo que tú eres capaz de saber, en base a tu “juicio privado”, qué es lo “lo que conviene” y “lo que no conviene” de la Sagrada Tradición (que repito es Testimonio) de la Iglesia Católica. Quienes aplican o quieren aplicar principios protestantes a la fe católica al parecer son otros.

Sacado del curso del curso online para conocer el Concilio Vaticano II puesto en la página http://www.apologeticacatolica.org/Documentos/Concilios/VaticanoII/ParaConocerElCVII.html:

"La jerarquía eclesiástica ha ejercitado siempre este su derecho en materia litúrgica, instruyendo y ordenando el culto divino y enriqueciéndolo con esplendor y decoro cada vez mayor para gloria de Dios y bien de los hombres. Tampoco ha vacilado, por otra parte –dejando a salvo la sustancia del sacrificio eucarístico y de los sacramentos en cambiar lo que no estaba en consonancia y añadir lo que parecía contribuir más al honor de Jesucristo y de la augusta Trinidad y a la instrucción y saludable estímulo del pueblo cristiano.”


“Efectivamente, la sagrada liturgia consta de elementos humanos y divinos: éstos, evidentemente, no pueden ser alterados por los hombres, ya que han sido instituidos por el divino Redentor; aquéllos, en cambio, con aprobación de la jerarquía eclesiástica, asistida por el Espíritu Santo, pueden experimentar modificaciones diversas, según lo exijan los tiempos, las cosas y las almas. De aquí procede la magnífica diversidad de los ritos orientales y occidentales”.



CONTINUARÁ...

Crisbio

Anónimo dijo...

Claro que tampoco hay que irnos a la inversa, y eso es algo rechazado también por la Iglesia Católica incluso en el Concilio Vaticano II:

“El modernismo es una postura teológica herética que considera a la Iglesia y a sus dogmas como instituciones solamente humanas, portadoras de rasgos debidos a su contexto histórico, y por tanto necesitadas de ser constantemente revisadas y reformadas para adaptarse a los tiempos actuales. Bajo esta forma de pensar el dogma no es inmutable, ni una verdad revelada por Dios, sino que puede ir evolucionando a través del tiempo llegando incluso a contradecir lo que antes enseñaba.”


“La Iglesia Católica en cambio enseña que el dogma no puede cambiar en su naturaleza1. Distinguimos así la evolución transformista del dogma, de la evolución homogénea o legítimo desarrollo de la doctrina cristiana que consiste en el crecimiento en profundidad y claridad del entendimiento de las verdades de la divina revelación. Es importante entender que las verdades substanciales o esenciales en el núcleo de cada doctrina (como parte del único depósito, dado por Cristo a los apóstoles) permanece inmutable y la Iglesia Católica como institución divina preserva el depósito, y es su Guardián.”



De todo eso hay más, y te extiendo la invitación para que te des una vuelta por el sitio web que te mencioné y leas el curso para comprender mejor el Concilio Vaticano II.


CONTINUARÁ...

Crisbio

Anónimo dijo...

Pasando a otro tema, la escritura sí dice que “todo reino dividido será destruido”, el mismo Papa ha advertido acerca de 3 tipos de cristianos a evitar (pues ellos aunque estén “dentro” del cuerpo de la Iglesia Católica, no están realmente trabajando para la gloria de Dios y de ella):


- «gnósticos»: los que se quedan en las palabras y las ideas; su fe es difusa y líquida;

- «pelagianos»: los que se distraen de Cristo, volcados en el hacer, el activismo, el esfuerzo;

- «rígidos»: los que no tienen la alegría ni la libertad que da la fe;


Así, unos pecan de excesiva superficialidad, otros con una falsa alegría; y los últimos de demasiada rigidez y una obvia tristeza, olvidando que un verdadero cristiano es un hombre de la alegría que basa su fe en la roca de Cristo.


Más en: http://www.religionenlibertad.com/articulo.asp?idarticulo=29950


También: http://www.religionenlibertad.com/articulo.asp?idarticulo=29663


Pero a su vez me parece un poco absurda la posición de los de “enfrente” (ya sean ortodoxos, protestantes o islamistas) acerca de los “grandes cismas” siendo que en ellos es ya lo habitual ¿cuánto daño no ha hecho pues el funesto principio del “libre examen” según el cual cada quien puede interpretar la biblia a su antojo sin necesidad de la guía católica (haciéndole creer al hombre básicamente que él es Dios)? ¿Cuántos cismas y secesiones no ocurren cada año en las diversas congregaciones protestantes y demás debido a ello pues creen que “sólo con su fe” se van a salvar y que son “libres” de entender la biblia como se les de en gana? (aquí hay que recordar cómo en uno de los Evangelios el mismo diablo tienta a Jesús en el desierto utilizando para ello palabras de la escritura para cuya interpretación él aplica su “juicio privado” y por ello tuerce a su conveniencia, probándose nuevamente con ello de dónde sale lo de “sólo escritura”). Claro, la Iglesia Católica no prohíbe leer la biblia (esa es una leyenda protestante), sino que lo recomienda calurosamente, pero se reserva la última palabra en cuanto la interpretación y comprensión de la misma.


Otro más: “no juzguéis o seréis juzgados”, el Papa Francisco no se refirió a que avalara la postura gay, se refiere básicamente a que él no es quien para juzgar a esas personas, quienes a fin de cuentas deben ser consideradas por nosotros como hermanos, sino que se critica a la acción misma de la homosexualidad, no se juzga tanto al equivocado como a la equivocación, se puede ser tolerante con la persona no con el error. Además lo que defendió es básicamente una postura del catecismo de la Iglesia Católica de 1997. Más en la siguiente liga la cual te invito a que consultes: http://www.religionenlibertad.com/articulo.asp?idarticulo=30494


De hecho ya hay algunas corrientes izquierdistas/progresistas italianas y españolas que se están dando cuenta de ello (entre otras cosas) y dicen que el Papa Francisco es más inteligente de lo que parece y que básicamente les está dando “atole con el dedo”, y comenzaron ya sus críticas al sumo pontífice, lo cual es buena señal pues significa efectivamente que el Papa no intenta “agradar” al mundo, sino que está utilizando su aguda inteligencia para dar a entender su mensaje sin cambiar el fondo de los dogmas, la fe y la tradición católica, y a su vez sabe perfectamente que lanzar una ofensiva completamente frontal frente al estatismo/progresismo que tanto domina a los medios de comunicación es poco sabio.


CONTINUARA...

Crisbio

Anónimo dijo...

El que el Papa Francisco esté provocando un “shock” eclesial, ¡es buena señal! Cuando el Espíritu Santo interviene, todo parece tambalearse, se abren puertas y horizontes, pero sin poner en riesgo a la verdad revelada, pues Dios no se contradice a sí mismo. Tenemos a un Papa que habla claro y directo a la vida cotidiana, manteniendo la hermenéutica de la continuidad, como lo hicieron Pablo VI, Juan Pablo I, Juan Pablo II y Benedicto XVI. No hay crisis o contradicción en lo que al magisterio se refiere, sino variedad de personalidades, estilos y dificultades que afrontar. Por lo tanto, dejemos la hipótesis, según la cual, Francisco es mejor o peor que los anteriores.


Y no, no se ha apartado para nada de la verdadera fe: el contenido del catolicismo no cambia cuando un Papa sucede a otro. Como mucha gente no entiende (y a veces no quiere entender), el catolicismo no es un movimiento político que, bajo la guía de consultores, distorsiona o abandona sus creencias centrales para ganar votos de electores volubles.


Sin duda, (especialmente después de leer Lumen Fidei) algunos dicen que, debido a que Ratzinger escribió el primer borrador, esta encíclica “no es realmente el texto de Francisco”. Pero en realidad lo es. Francisco no tenía ninguna obligación de utilizar el proyecto inicial de Benedicto. Sin embargo, lo hizo.


Por otra parte, las encíclicas rara vez son escritas en su totalidad por un Papa. A otras personas se les pide contribuir normalmente en el proceso de redacción, por una variedad de razones (tales como experiencia en la materia). Naturalmente siempre hay especulaciones acerca de la particular influencia de personas en documentos individuales. Al final, sin embargo, la responsabilidad última de autor de estos textos pertenece al Papa que los firma. Ellos son realmente sus documentos, ya que sin su firma denotando su asentimiento a cada palabra de su contenido, carecerían de autoridad magisterial y estarían destinados a ser meras curiosidades de archivo.



Más en: http://contrapeso.info/2013/dos-papas-una-fe/


Bueno, espero que esto te ayude a entender mejor la posición católica y termino con una frase del Papa Francisco: “El cristiano es alegre, nunca triste. Dios nos acompaña. Tenemos una Madre que intercede siempre por la vida de sus hijos, por nosotros, como la reina Esther en la Primera Lectura (cf. Est 5,3). Jesús nos ha mostrado que el rostro de Dios es el de un Padre que nos ama. El pecado y la muerte han sido vencidos. El cristiano no puede ser pesimista. No tiene el aspecto de quien parece estar de luto perpetuo. Si estamos verdaderamente enamorados de Cristo y sentimos cuánto nos ama, nuestro corazón se «inflamará» de tanta alegría que contagiará a cuantos viven a nuestro alrededor. Como decía Benedicto XVI: «El discípulo sabe que sin Cristo no hay luz, no hay esperanza, no hay amor, no hay futuro»”


Que Dios te bendiga e ilumine en la auténtica fe, de la única y verdadera Iglesia que él fundó: la Iglesia Católica.


Crisbio

Anónimo dijo...

escuchá si podés idiota crisbio

https://youtu.be/OXrF3pDH3e0

https://youtu.be/7whHnIeKx4c
agenda gay de bergoglio

https://youtu.be/wHqlro9yK6o
ya dejen de hacernos tragar el conciliábulo como si a la iglesia la hubiera fundado jp2 en el vedos!
imbéciles retóricos.