Buscar este blog

30 de noviembre de 2012

ISRAEL, ¿EN JAQUE?



La situación entre Israel y Palestina, en estos últimos días, parece volverse como la canción "Poles Apart" del álbum "the Division Bell" de Pink Floyd, editado en 1991, en particular, el verso que dice: "Did you know, it was all going to go so wrong for you,and did you see,it was all going to be so right for me" es decir, "¿sabías que todo te iba a salir tan mal? ¿Y ya viste? Todo va a salir muy bien para mi" Tal parece que la tradicional alianza occidental con el Estado judío se está resquebrajando y por el contrario, la causa palestina ahora cuenta con apoyos insospechados, incluyendo el norteamericano, encabezado por la administración Obama.

Cómo podemos ver esto? Vayamos por partes:

1.- la opinión pública internacional azuzada por las redes sociales es cada vez más crítica con Israel y sus ataques militares contra los palestinos, además de sus evidentes políticas extremistas y racistas desplegadas por el actual gobierno en manos del partido Likud y personajes tan temibles y cuestionables como Netanyahu y Lieberman, para demagogos de la talla de Soetoro AKA Obama, resultaría un grave daño a su imagen el seguir apoyando un Estado comandado por esos fanáticos, así que es mejor guardar distancia respecto a ellos y mostrarse como defensores de los débiles.

2.- En segundo lugar, el ascenso de las potencias sunitas que ya hemos mencionado en entrada anteriores, hace cada vez más innecesario el papel de Israel como aliado único de Occidente en el Medio Oriente, para la hacienda norteamericana, vapuleada por la crisis resulta ya un gasto prohibitivo el seguir subsidiando a Israel, que aparenta ser un país desarrollado pero que en realidad vive del financiamiento de Washington y el dinero o inversiones de los judíos de la diáspora, entre tanto, Arabia Saudita, Qatar, Emiratos Árabes Unidos y Kuwait han alcanzado un alto desarrollo económico gracias a un sabio empleo de sus recursos naturales y su incursión en las finanzas, telecomunicaciones y otras actividades, ni EUA ni Europa tienen que mantenerlas y en cambio dan la ventaja de ser enemigos de Irán y desconfiar de Rusia y China, por lo que pueden ser aliados mucho más poderosos y efectivos que el conflictivo Estado Judío.

3.- La cada vez mayor oposición judía a Israel nacida de círculos académicos y ortodoxos de este pueblo en Europa y también en EUA, donde al votar mayoritariamente por Obama mostraron su desagrado con Israel y el agresivo mandato de Netanyahu, patrocinador indudable de Romney. Además, el debilitamiento de la Derecha protestante en EUA ilustrado también con el vuelco hacia el izquierdismo "progresista" de las nuevas generaciones norteamericanas implica la pérdida de Israel del apoyo ideológico-religioso que hasta ahora una gran parte de nuestros vecinos del norte le daba con sus interpretaciones literales de la Biblia.

4.- el balance demográfico a favor de los Palestinos. La población judía tiene una natalidad escasa y son, en Israel, apenas unos 6 millones, pese a las cada vez mayores facilidades para inmigrar que concede el gobierno israelí y reconocimiento de la nacionalidad a incluso gente con lejanos ascendientes judíos o parentescos lejanos y con ellos están poblando los asentamientos ilegales en los territorios palestinos, sin embargo, esto no es suficiente, pensemos que en Israel hay sólo 6 millones de judíos, y en todo el mundo, practican el judaísmo o se dicen judíos cerca de 13 millones de personas, situadas las comunidades más grandes en Israel y EUA y Europa Oriental... Ante los 1,500 millones de musulmanes y los 10 millones de Palestinos situados en los territorios propios y países vecinos, con una natalidad y una proporción de
Jóvenes mayor a las de los judíos, se puede decir que a futuro la suerte está echada.

A estos factores se suma lo que está pasando en estos días: Israel ha logrado que Hamas y Al-Fatah, el primero movimiento islamista, el segundo laico y rivales acérrimos, se hayan unido y conduzcan un gobierno palestino de unidad enfocado ahora a buscar el reconocimiento internacional al Estado de Israel, si no como miembro de plano derecho de la ONU, sí como observador, lo que es suficiente para poder denunciar a Israel y a funcionarios judíos como criminales de guerra ante la Corte Internacional de Justicia y el Consejo de Derechos Humanos de la misma organización global. Esto, claramente, pone nerviosos a los dirigentes israelíes. Para más clara de cual es la tendencia, ya están logrando dicho reconocimiento con el apoyo incluso, de países de Europa Occidental, Rusia y China, EUA, por su parte, no se ha opuesto.

Por otro lado, y muy probablemente en esta línea, se está dando la exhumación de los restos de Yasser Arafath, (en la imagen, su tumba en Hebrón) a fin de comprobar si el líder palestino, que del terrorismo pasara a una valiente defensa de la independencia de su pueblo en la diplomacia y la búsqueda de la paz con Israel fue envenenado realmente y no muerto a causa del SIDA como los medios de información israelíes lo hicieron creer, calumniando al hombre del turbante de homosexual, lo que entre los islámicos es particularmente ofensivo y humillante, de salir que fue envenenado y el crimen tiene la huella indudable del Mossad, no cabe duda que gran parte de la comunidad internacional calificará al Estado de Israel de terrorista y probablemente se vengan sanciones económicas y persecución de los presuntos responsables por la Interpol y la exigencia de justicia contra Israel.

En los estudios a realizarse sobre les cadáver de Arafath están participando también algunas potencias occidentales, como Francia, además de Rusia, con lo que se evidencia por dónde va la pedrada como se
dice.

La situación, por tanto, no aparece sencilla para los israelíes, ante esto ¿qué opciones tendrían?

1.- Aceptar de una buena vez el plan de 1948, y la constitución de los dos estados: el judío y el palestino con las fronteras de 1967.

2.- la dirigencia radical israelí abandonada por EUA y Occidente, desesperada decide lanzar ataque preventivos contra Irán y no reconoce al Estado Palestino, el resultado: una guerra al menos regional generalizada y una situación global muy peligrosa que puede escalar más allá de la zona.

3.- la disolución del Estado de Israel, un escenario probable, al disminuir los recursos económicos provenientes del exterior con los que se sostiene y una complicada situación de seguridad y que lo hagan inviable, no en balde, se está dando una migración también de judíos hacia afuera de Israel, ante un futuro oscuro que muchos vislumbran.

La situación es compleja y no cabe duda que estamos al borde de un giro radical de 360 grados en Medio Oriente, la pregunta es: ¿qué pasará si los Palestinos logran su victoria? ¿Se interpretará esto como un triunfo del Islam radical que ha encontrado en la causa palestina uno de sus principales pilares? Un ejemplo de lo que puede ocurrir es

MOHAMHED MORSI, "Faraón" de Egipto:


Ya he hablado aquí de cómo Morsi no sólo ganó las elecciones presidenciales como abanderado de la Hermandad Musulmana resultado de la "Primavera Árabe", después y en un golpe mágico, descabezó al alto mando del ejército desapareciendo los últimos restos del régimen de los generales vigente desde los años 50, ahora, Morsi y sus fundamentalistas pretenden ya no ser peones ni secundarios en el juego, Egipto, la más vieja potencia del Levante, decide que debe volver a jugar e imponer sus reglas, y así, entró a mediar en el conflicto Israel-Hamas, lo que Obama se limitó a secundar.

¿Ahora qué pasa?, que desconcertados por haber apoyado a alguien potencialmente hostil como Morsi, que incluso pretende erigirse en un poder dictatorial como el que tuviera en la antigüedad Ramsés II, (los egipcios actuales, al contrario de lo que pudiera pensarse, no tienen un buen recuerdo de su pasado faraónico como podríamos pensarlo los Occidentales, para ellos se trata de una época oscurantista tanto por la idolatría, al ser ahora musulmanes en su mayoría y cristianos por otro lado, como por el totalitarismo desplegado por los "Hijos de Osiris", mucho mayor que el de cualquier Califa o Sultán posterior, que jamás se arrogaron el carácter de dioses vivientes como sí lo hicieron los antiguos monarcas) poderes que le garantizan mediante decreto que sus actos en el periodo que medie de la caída de Mubarak hasta la entrada en vigor de una previsible constitución islámica, no puedan ser combatidos o impugnados judicialmente ni por ningún otro medio, consagrándole infalible como el Papa pero en terrenos políticos.

Y ahora resulta que azuzan a los liberales egipcios que lidera Mohamhed el Baradei ex Secretario General de la Organización internacional de Energía Nuclear y toman las calles y la famosa Plaza Tahrir. ¿Lograrán derrocar a esta versión nilótica del Ayatollah Khomeini? ¿Podrán Morsi y la Hermandad Musulmana establecer en Egipto una República Islámica? ¿Egipto volverá a ser aliado y/o satélite de Estados Unidos y amigo de Israel o será un jugador independiente e importante como por Historia y Geopolítica le corresponde? No se pierdan su próximo noticiero ni este blog, donde seguiré llevando a Ustedes el "Juego de Tronos" real en el que se está decidiendo el futuro de nuestro mundo.

29 de noviembre de 2012

ADIOS, CALDERON


Al fin, se va; estamos ya a tres días de que concluya la Administración de Felipe Calderón Hinojosa, uno de los peores gobiernos que ha tenido México en los últimos tiempos, como nefasta en general fue esta segunda "Docena Trágica" que han significado los 12 años de estancia del PAN en el poder, tras la derrota sufrida por el PRI en el año 2000 después de 70 años ininterrumpidos de Gobierno. Si bien en los terrenos macroeconómicos no se produjo una debacle como la vivida tras los dos sexenios frívolos y derrochadores de Luis Echeverría y José López Portillo, sobre los que hablé en su momento, los saldos son catastróficos en otros aspectos:

  • Calderón nos deja un país ensangrentado con más de 100,000 muertos, como producto de su loca guerra contra el crimen organizado, lanzada sin un plan, sin órganos de inteligencia capaces que determinaran el tamaño real de la amenaza ni las estrategias más atinadas para combatirlos, como sería un ataque frontal al consumo, en aumento, de enervantes en el país, y a los mecanismos de financiamiento de las bandas criminales, sin depuración de los cuerpos policíacos, reformas al sistema de impartición de Justicia Penal y Ministerios Públicos, con la intervención directa de los militares que se han colgado un impresionante récord de violaciones a los derechos fundamentales de las personas, desapariciones forzadas y un ingente número de víctimas colaterales. Por este solo hecho, su imprudencia, su temeridad e inmensa torpeza, no cabe duda que aciertan aquellos como Jorge G. Castañeda y Rubén Aguilar que le señalan directamente como responsable de tanta masacre, e incluso, de la probable comisión de delitos de lesa humanidad.
  • A nivel internacional, nos deja con una imagen y una posición por los suelos: dejó hacer y dejó pasar a la corrupta administración norteamericana de Obama en nuestro país con su operación de tráfico de armas "Rápido y Furioso", no actuó en defensa de los connacionales residentes en nuestro vecino del norte víctimas de legislaciones estatales vejatorias o de medidas igualmente extremas como la fiebre de deportaciones desatada por el Presidente norteamericano ni señaló su descaro en aparecer ahora como defensor de los inmigrantes por mero interés electoral. Con el país convertido en un campo de batalla y minado de riesgos, no hizo nada por salvaguardar los derechos de los migrantes centroamericanos que fueron ya no solamente vejados o extorsionados por las autoridades mexicanas en su tránsito por el territorio nacional, sino que también se convirtieron en víctimas de matanzas a manos de las mafias, sin que México hiciera nada para protegerlos, ni investigara a fondo lo ocurrido, pusiera fin a la corrupción endémica del Instituto Nacional de Migración o hiciera algo para satisfacer a los gobiernos centroamericanos que han visto en nuestro país al sitio más peligroso para sus connacionales.
  • Mientras el Gobierno ha sido monotemático en su "guerra" contra el crimen organizado, la delincuencia común ha crecido, lo mismo que otras ramas de la actividad criminal que no han sido tan combatidas como el tráfico de drogas: la trata de blancas, el robo de vehículos, los asaltos, la extorsión, el secuestro, todo campea a sus anchas mientras Calderón maneja un discurso cínicamente optimista en sus últimos días al frente del Ejecutivo, la inseguridad se respira por doquier, y también, la cantidad, el tamaño, la fuerza y la actividad de las bandas de narcotraficantes aumentan.
  • Deja una sociedad profundamente corrompida: por un lado, ha aumentado el número de gente común que ante el estancamiento económico a nivel micro, el desempleo y los bajos ingresos, decide dedicarse al crimen, a buscar ganacias con pequeñas "tranzas", cada vez son más comunes los abusos, la falta de palabra, las mentiras, los fraudes, la agresividad, la falta de respeto a los demás, la promiscuidad, la violencia en el seno de las familias, las separaciones, los divorcios, la homosexualidad, un gran fracaso para un partido político que dice tener inspiración cristiana (aunque de clara orientación Neoconservadora, con todas las hipocresías, liberalismos y modernismos que esto conlleva) que no supo inspirar a la sociedad a vivir en valores fuertes, las adicciones entre los jóvenes aumentan, sobre todo al alcohol y por supuesto, a los enervantes que tanto ha dicho combatir, el nivel cultural es cada vez más bajo, el nivel educativo es pésimo pues no importó la calidad de las escuelas públicas y las privadas, sino hacer alianza partidista con la cacique sindical del ramo para obtener y mantener el poder, que se hizo objeto único de los desvelos del mandatario.
  • Partidizó la política completamente, fue incapaz de buscar acuerdos y alianzas con los opositores más allá de los resultados electorales. En forma incongruente, torpe e ingrata, buscó aliarse y fortalecer a una Izquierda violenta y totalmente entregada al proyecto de un líder carismático como López Obrador y que siempre fue su principal enemigo, la Izquierda no cesó en obstaculizar todo su gobierno, y aún así, Calderón se alió con ella para evitar que el PRI volviese al poder en distintos estados, y dándole juego al mismo candidato que tras el pasado proceso electoral le tildó de espurio e ilegítimo, y a quien ha fortalecido, contribuyendo a la división de la sociedad y a que la amenaza penda de nueva cuenta sobre la gobernabilidad del país la amenaza del escándalo, la sedición y el motín por parte de los radicales que se fortalecieron ante la impunidad de la que gozan, gracias a su inmensa imprudencia, irresponsabilidad y cobardía para enfrentarlos y hacer valer la Ley.;
  • En materia económica, Calderón no fue el Presidente del Empleo como lo había planteado en su campaña, la única que tuvo mucho trabajo fue la muerte y también la agitación política entre las Izquierdas se transformó en un pingüe negocio, apareció el grupo de los ni-nis, presto a ser presa de los radicalismos como se demostró con el movimiento 132. El nivel de ingresos ha caído, el crecimiento se ha estancado y la pobreza ha aumentado, los desesperados, muchas veces,no encuentran otra salida más que el crimen.

La corrupción ha aumentado enormemente tanto en el Gobierno Federal,donde además se percibe ineficacia y abandono, Calderón hizo su gobierno no con personas capaces, sino con amigos que le fueran leales, como el Profeta Jonás pareció llevar consigo el infortunio y vio perecer en supuestos accidentes aéreos a Juan Camilo Mouriño, que semejaba ser la esperanza de una renovación generacional en el PAN y a Blake Mora, el cáncer se llevó a Alonso Lujambio aunque persiste el monumento a su inmensa corrupción que es la Estela de Luz, y una trombosis cerebral tiene en el hospital a Bruno Ferrari, Secretario de Economía, aunque el verdadero mafioso, Genro García Luna de Seguridad Pública, goza de cabal salud y de impunidad absoluta.

Hasta ahora, no sabemos del dinero decomisado a Sheng Li Ye Gon, el narcotraficante chino, ni si los problemas generados en torno a Purificación Carpinteiro o Alejandra Sota tuvieron que ver con una desordenada vida personal del Mandatario ni se han aclarado los rumores sobre su alcoholismo, que a veces parecen ser ciertos, como cuando se ha puesto a dizque cantar en público.

Calderón nos decepcionó a muchos, cuando furtivamente burló el cerco de las izquierdas para tomar protesta, parecía que tendría un compromiso con el rescate de las instituciones, debilitadas tras el frívolo y despatarrado gobierno de Vicente Fox, por sus antecedentes y su vida dedicada a la política parecía que así sería y tendríamos un buen gobierno. Craso error, Calderón resultó ser letal para las instituciones, para el Estado y la sociedad, incluso para su partido, al que dejó dividido, debilitado y en manos de políticos titubeantes, pusilánimes y estúpidos como Gustavo Madero, lleno de oportunistas y corruptos. Pasarán muchos años para que el PAN se recupere y logre volver a ganar la confianza de los electores, hoy en día está reducido a una caricatura, una burla de sí mismo y a los valores e ideales de los dos Efraines González, de Gómez Morín o de Manuel Clouthier y Castillo Peraza, Calderón ha colaborado como nadie a que el PRI regresará al poder y además parezca que tiene todo para quedarse en el por largo tiempo.

Adiós Calderón, no me convencen sus lágrimas de cocodrilo, sus cursis despedidas y sus obras a media inauguradas al vapor para tratar de aparentar que hizo algo más que propiciar el caos, adiós, larguese y no vuelva, quédese en Harvard en la plaza de maestro e investigador que su cómplice Barry Soetoro, alias Barak Hussein Obama, le ha conseguido, como antes el genocida Bush le dio plaza en Yale al suicida de José María Aznar, quédese ahí con esos delincuentes de cuello blanco y manos rojas de sangre, que son de
su calaña y no regrese, por favor, olvídese de México, lamentablemente, los mexicanos no podremos olvidar el armagedón que fue su gobierno.

27 de noviembre de 2012

"DALLAS" Y LARRY HAGMAN O LA REVOLUCION DE LA TV


Haciendo un paréntesis en los intensos días de política internacional y nacional en México (con el inminente cambio de Gobierno el próximo sábado) he de hablar ahora acerca de otro de los fallecimientos ilustres que han salpicado este año 2012 que se acerca a su fin: Larry Hagman, el conocido actor por su encarnación del  empresario petrolero John Ross "J.R." Ewing en la serie de TV Dallas durante los años ochenta y que ocurrió el pasado fin de semana.

Dallas y el personaje que fue magistralmente interpretado por Hagman sentaron sin duda, un parteaguas en la Historia de la televisión mundial, antes de dicha producción: fundamentalmente una telenovela que giraba en torno a la vida de una familia dedicada a la industria petrolera y los negocios agrícolas y ganaderos en Texas, los Ewing, sus intrigas familiares y empresariales, la televisión era un medio de entretenimiento sin que se buscara realmente hacer una producción que ofreciese algo más que pasar el rato; ciertamente, ya había intentos de hacer algo más y de utilizar a la TV como un medio de expresión quizá más profundo o con más trascendencia: Star Trek en los sesenta había puesto de moda la ciencia ficción a tono con los inicios de la exploración espacial expresada en la carrera hacia la Luna librada entre norteamericanos y rusos. A inicios de los setenta, Columbo se presentaba como la primera serie policíaca en manejar el suspenso y el procedimiento detectivesco, ya antes, a fines de los años 50, la serie de reconstrucción histórica Los Intocables, que mostraba la lucha del legendario grupo de investigadores del FBI encabezado por Eliott Ness en contra del Crimen Organizado de Chicago, encabezado por Al Capone y Frank Nitti.

Sin embargo, la TV seguía siendo vista como un género menor, los salarios de los actores de TV eran bajos, y generalmente eran vistos como mediocres o poco importantes, en mucho, en la pantalla chica, desde los años 50 se presentaban actores de bajo nivel o principiantes que buscaban dar el salto después a la pantalla grande, el cine del Holywood de los grandes estudios era el máximo anhelo de los histriones. Los argumentos de las series de TV eran generalmente ligeros, mediocres y no exigían mucho de los intérpretes, encajonados en papeles monodimensionales y con escasas variaciones, en historias lineales y sin giros o vuelos extremos.

Pero Dallas cambiaría eso: lejos de ser el melodrama ligero y barato característico de las soap operas, llamadas así porque en sus inicios, durante los años 50, se presentaban en horarios matutinos, dirigidas a las amas de casa y patrocinadas por marcas de jabón o detergentes, ofreció una historia con muchos giros o subtramas, y personajes realmente complejos; sin ánimos de crítica social ni política, la serie mostraba con toda crudeza la amoralidad, cuando no la enorme inmoralidad, de los grandes negocios y de las corporaciones, en este caso, petroleras, en la más descarnada competencia capitalista por la ganancia y el poder. La fórmula tuvo éxito inmediato y además, mundial, mientras el culto de Star Trek fue creciendo con los años, la fama de la serie texana fue instantánea, y gran parte de ello se debió al extraordinario y épico trabajo actoral de Hagman, encarnando a uno de los personajes principales: "J.R".

J.R. es ya un personaje icónico, y que como ninguno labró una simbiosis con el actor que le interpretaba. Larry Hagman, hijo de una reconocida actriz teatral, ya había logrado la fama en los años 60 al lado de Barbara Eden con la serie cómica Mi Bella Genio, encarnado a un despistado astronauta, el Mayor Anthony Nelson que se encuentra a una genio encerrada en una botella y que le mete en las más hilarantes situaciones; en el cine, Hagman no pasó de desempeñar papeles secundarios o menores, aunque en algunos casos, excelentemente, como en la película Fail Safe al lado de Henry Fonda, donde interpreta a un joven intérprete encargado de mantener la comunicación abierta entre Washington y Moscú en medio de una crisis nuclear, pero encontraría en la televisión el marco para su consagración.

Hacia 1977, la productora Lorimar esbozó la serie, le ofrecieron el papel principal a Hagman, quien lo aceptó por consejo de su esposa de toda la vida, la diseñadora sueca Mag Axelsson, y fue un personaje que le vino como anillo al dedo, al ser texano de nacimiento pudo asumir fácilmente la personalidad audaz y los gustos entre caros, rancheros y extravagantes del personaje.

JR más que un villano era un antihéroe, podía ser un maquiavélico y carecer de escrúpulos por obtener el control de la empresa familiar o destruir a sus competidores, igualmente amorales como él, y también podía ser un esposo infiel para quien las conquistas amorosas eran un deporte, pero al final, JR salvaba a su familia de sus enemigos y a sus negocios de la ruina o de caer en manos de sus rivales, muchas veces puestos en peligro por la ingenuidad y buena fe de su hermano menor Bobby.

La complejidad y ambigüedad moral se JR le convirtieron en un personaje odiado y amado a la vez por el público, y sin duda sirvió de inspiración en adelante a la creación de muchos personajes que igualmente han sido complejos y cuestionables, pero muy del gusto de las audiencias, con él nació la era del antihéroe que llega hasta nuestros días con el Dr. House y otros personajes similares.

Dallas provocó una verdadera revolución en la TV, no sólo porque inspiró a producciones similares como Dinastía o Falcón Crest, sino que demostró que la pantalla chica podía ser escenario para grandes actuaciones y guiones más profundos y elaborados, que además podían desarrollarse durante largo tiempo, así, en el caso de este serial se prolongaría por 13 temporadas, desde 1977 hasta 1991, quizá ya las dos últimas fueron innecesarias y el rating descendió sensiblemente, lo mismo que la calidad de las historias,así que decidió cancelarse la serie con el suicidio de JR atormentado por sus culpas. Sin embargo, el personaje regresó en algunas películas para TV (su presunto suicidio quedó reducido a haber sido una pesadilla) y se hablaba de continuar con la serie durante los noventa, finalmente, en este 2012 la serie reinició centrando el conflicto ahora entre los hijos de JR, Bobby Ewing y el eterno rival Cliff Barnes,donde Hagman reaparecía con su personaje, como el titiritero que mueve los hilos detrás de los conflictos por el poder dentro de la compañía y la actividad petrolera.

La nueva continuación de la serie pintaba ponerse interesante con un JR anciano, pero no menos ambicioso e intrigante y dotado de una vejez imponente, donde se incluía también ya los nexos corruptos entre política y empresas a través de la campaña de Sue Ellen la sufrida ex-esposa de JR para ser gobernadora de Texas y las más que probables manipulaciones a hacer por el magnate petrolero a través de su hijo (a través del cual, además, se tocaron otros puntos sensibles políticamente, como sus nexos con ciertos petroleros venezolanos ligados al régimen de Chávez en un plan por quedarse con la hacienda familiar para convertirla de un paisaje campirano en un campo de explotación de los yacimientos de hidrocarburos encerrados en su subsuelo), sin embargo, creo yo que el deceso repentino de Hagman lleva necesariamente a la conclusión final del serial que ha perdido a su principal personaje. Sin J.R. , Dallas carece de sentido.

Hagman nunca se sintió encasillado en el papel, por el contrario, estaba agradecido con el mismo, y no era para menos, le volvió rico, siendo el primer actor en TV en cobrar un millón de dólares por episodio, y le dio fama mundial, sabía también que había revolucionado la televisión para siempre, le había dado dignidad a los actores de la pequeña pantalla que de súbito se convirtieron en estrellas, abrió la puerta para el desarrollo de mejores producciones con más presupuesto, calidad y capacidad de expresión, tan es así que hoy en día podemos ver a actores consagrados del cine migrar a la televisión ante los cada vez menos originales y más superfluos guiones cinematográficos: Gary Sinise, Forrest Whithaker, Laurence Fishburne, Alec Baldwin, Glenn Close, John Goodman, Ted Danson, Kiefer Sutherland, James Claviezel, Kate Beckinsale, y ahora Kevin Bacon son algunos ejemplos, las producciones televisivas son ahora más cuidadas y dirigidas como películas de cine, con la oportunidad además de poder desarrollar las historias por largas temporadas en vez de dos horas justas, además de que cada vez hay más series que consisten ahora en verdaderos retos para las capacidades actorales de sus elencos.

Que descanse en paz Larry Hagman y lo mismo J.R., quizá sea tiempo de cerrar la era del antihéroe y volver, con urgencia, a retomar los héroes y los valores, en esta era de confusión moral y de incertidumbre, aunque quizá este personaje no fue sino un reflejo del salvaje capitalismo norteamericano ahora en crisis, quizá, después de todo, ya no haya lugar para J.R. en el mundo de hoy.

21 de noviembre de 2012

HAMAS VS ISRAEL, AHORA LAS COSAS SON DIFERENTES



Nuevamente, la Guerra se ha desatado entre Israel y los Palestinos, esta vez como consecuencia de los periódicos ataques con misiles casi de fabricación casera o cohetes sin guía que son lanzados por las tropas del grupo radical islamista Hamas en contra del Estado Judío en contra de poblaciones judías desde la Franja de Gaza, como podemos ver en el vídeo con el que se abre esta entrada. Israel, en respuesta, mató al Ministro de Defensa del Gobierno que ostenta tal movimiento radical islámico en tan pequeño y densamente poblado territorio que en el pasado fue tierra de los ancestros de los Palestinos y ya entonces enemigos del Israel bíblico: los Filisteos: Ahmed Al-Jabari y empezó la escalada de violencia: los Palestinos respondieron con una andanada de cohetes que, a su vez, han sido respondidas por los Judíos con misiles y ataques aéreos y han movilizado a 75,000 reservistas ante una eventual invasión por tierra al pequeño territorio en disputa.

La verdad, fallan las dos visiones imperantes, ambas pecan de un maniqueísmo simplista y parcial: para unos, Israel tiene el derecho a defenderse, sin embargo, no miran que el Gobierno actual ejercido por Benjamín Netanyahu y el radical Partido Likud, ultranacionalista y sionista, impulsado tanto por el fanatismo religioso judío como por un nacionalismo extremo que es predicado por los Judíos provenientes de Europa Oriental de migración reciente que ansían sentirse pertenecientes a una Nación, y a un Estado al que puedan sentir como propio, y que son representados sobre todo por un personaje peligroso como Avigdor Lieberman, judío de origen ruso, de muy escasa educación, muy poco practicante de la fe de Abraham y Moisés, y que antes de llegar a Israel a inicios de los 90 se desempeñaba como "cadenero" o personal de seguridad en un antro o discoteca de su país natal, y que sin embargo ha escalado a posiciones de poder, como el ser Ministro de Asuntos Exteriores de la actual administración israelí, gracias a su discurso incendiario y hasta racista que hace que muchos le llamen, en secreto y con gran dosis de ironía como "el Hitler judío", se ha fijado como objetivo el obstaculizar a toda costa el cumplimiento cabal de las resoluciones de la ONU de 1948 y 1967, que pugnan por establecer en el territorio a dos Estados: uno Judío y uno Palestino, y que resultaron alarmados ante la petición de la Autoridad Palestina de ser admitido como miembro de pleno derecho de la UNESCO, cosa que lograron, y de la ONU, lo que implica un reconocimiento a su carácter de Estado-Nación soberano con todos los efectos jurídicos internacionales que ello conlleva. Una de las formas que han buscado para evitar esto es ir recortando cada vez más el exíguo territorio en posesión de los Palestinos mediante la construcción de asentamientos, del todo ilegales, de colonos judíos recién llegados sobre todo de Europa Oriental, de ahí la importancia de Lieberman como el abanderado de este grupo de población.

Por el otro lado, los Palestinos tampoco son hermanitas de la caridad, abiertamente han atacado y asesinado a civiles israelíes, (quienes, por supuesto que también han hecho lo suyo con los civiles palestinos) los blancos de los misiles que se lanzan desde Gaza son igualmente civiles, y Hamas es un grupo que abiertamente usa el terrorismo como método de lucha y tiene mecanismos de financiamiento que probablemente se encuentran conectados con actividades criminales en otras partes del mundo, incluso se ha llegado a hablar de ciertos nexos entre ese grupo y las bandas criminales del narcotráfico en nuestra América e incluso México; por otro lado, no es de olvidar que este grupo, Sunnita, es junto al chiíta Hezbollá, basado en Líbano, uno de los brazos de Irán para enfrentarse a Israel por la supremacía regional en Medio Oriente y ejercicio de la tradicional expansión persa hacia el Mediterráneo, en este punto, los Persas chiítas se olvidan del histórico asco que sienten por la corriente Sunnita del Islam y apoyan a los Palestinos, todo sea a favor de sus intereses geopolíticos.

La contienda actual es diferente sin embargo a la crónica violencia que se vive entre Israel y sus vecinos: hoy en día, la situación es sumamente delicada ante la Guerra Civil que se vive en Siria y donde se enfrenta el Gobierno de Bashar el Assad apoyado por Irán, China y Rusia, contra un movimiento opositor encabezado por grupos radicales de corte Sunnita, como Al-Qaeda y apoyado por las potencias de dicha corriente islámica como Arabia Saudita, Turquía, Qatar o Emiratos Arabes Unidos y el patrocinio Occidental, en una búsqueda por frenar el empoderamiento persa, tema que ya hemos tocado en otros posts, y que históricamente siempre ha pasado por Siria y Palestina-Israel para llegar al Mediterráneo y el Asia Menor, para colmo, la inestabilidad ha empezado a afectar también a Jordania, en una situación que ha obligado al Rey Abdallah II a hacer algunas reformas constitucionales, lo que no aminora el descontento en su contra y la impopularidad de su esposa, la norteamericana Rania, favorita de la prensa del corazón Occidental pero detestada por su pueblo por su origen y su conducta tan poco islámica como para ser la cónyuge de un descendiente del Profeta Mahoma.

Figúrense lo delicado de la situación: si Israel iniciara un ataque masivo por aire, tierra y mar a Gaza, e Irán entrara en apoyo de los Palestinos, de inmediato Estados Unidos se vería obligado a intervenir... lo que seguiría sería una escalada similar a la de 1914 que podría desembocar en la tercera hecatombe mundial y con hechos y consecuencias que me atrevo a imaginar y no quisiera hacerlo ni mucho menos expresarlo aquí, mejor que cada quien vislumbre el nada halagüeño escenario.

Pero qué está pasando, ¿quién es el que está jugando tan arriesgadamente en este "Juego de Tronos" real? Lo siento conspiracionistas: no creo que sea Israel ni "el Judío Internacional", al contrario, creo que el Estado Judío está mordiendo el sabroso anzuelo que le aventaron, porque sabían que su dirigencia: fanática, radicalizada, de pocas luces y violenta iba a reaccionar exactamente de esta manera, mi opinión es que quien apostó en grande a provocar este nuevo conflicto y complicar las cosas no fue otro que la República Islámica del Irán.

Mahmoud Ahmadinejhad ha demostrado ser un jugador arriesgado y que apuesta alto; hasta ahora, le ha funcionado y el contexto mundial le favorece pese al cerco que, mediante "Primaveras Arabes" le quieren colocar alrededor a su país: sabe que Europa está al borde de un colapso económico impresionante que le impedirá acudir en la Alianza Atlántica a aventuras bélicas en apoyo de EUA, sabe que Obama ha sido muy tibio en su postura de apoyo a Israel y tibio en su postura contra su programa nuclear, y sabe que los Sunnitas y los grupos radicales, si bien no lo quieren, también tienen un soterrado odio contra los Norteamericanos y Occidente en general, en dado caso, las potencias islámicas que ahora promueven la "Primavera Arabe" podrían voltearse en contra de sus patrocinadores euroamericanos. Sabe, además, que el único factor que unifica a los Musulmanes de cualquier corriente, (Sunnitas, Chiítas, Wahabitas, Sufíes...) es la oposición a Israel: los Hermanos Musulmanes llegaron al poder en Egipto, se han distanciado de EUA y entre las demandas de la juventud que les apoyó para derrocar a Mubarak y someter a los militares estaba la revisión o la nulidad del tratado de paz de 1979 firmado entre faraónicos y hebreos y que le costó la vida al Presidente Anwar el-Sadat. Por el contrario, el Gobierno ahora encabezado por Mohamhed Morsi ha buscado acercamientos con el país aqueménida, lo que da pie a pensar que si se maneja bien y se da algo a cambio, se puede tener la paz con los Sunnitas y formar, por el contrario, un frente anti-occidental y anti-Israel.

Irán sabe que en Occidente la opinión pública es cada vez más favorable a Palestina y opuesta a Israel, incluso que ha crecido cierto nuevo antisemitismo, sabe que incluso, al interior del Judaísmo está cundiendo cada vez más una postura crítica en contra del Estado de Israel, el anti-sionismo, léanse los libros de Shlomo Sand que cuestionan los mitos fundacionales del moderno Estado fundado en 1948, tanto los Judíos actuales como los Antisemitas caen en el mismo error: conciben al Judaísmo como una nacionalidad y no como una religión de extensión mundial que nació en el antiguo pueblo Hebreo, que jamás fue deportado masivamente por los Romanos en el 70 d.C. y que lo más probable es que en su mayoría se cristianizara y se mezclara con el resto de la población de la zona en aquellos tiempos, tiempo después, otros se islamizaron y una pequeña minoría hebrea predicó una versión del judaísmo sustentada en las enseñanzas de los Fariseos, contenidas en el Talmud, (lo que a Moisés y los Profetas les parecería una herejía o una religión diferente) a otros pueblos: de ahí que germánicos rubios y blancos como Kirk Douglas, de ascendencia lituana, sean Judíos, de religión, pero sin un gen de origen semita en su ADN. Por el contrario, Sand afirma que muy probablemente sean los Palestinos los descendientes directos de los Hebreos originales de tiempos bíblicos. Por cierto, entre los Palestinos, existe una gran minoría de como el 20% de la población, que son el núcleo católico y ortodoxo que se ha mantenido cristiano desde la época de los apóstoles.

Otro académico judío, Yakov Ravkin, a su vez, en su obra "Contra el Estado de Israel" en que habla que el mensaje del Judaísmo, mismo que ha sido retransmitido y ampliado por el Cristianismo, es de alcance universal y no se sujeta a la fundación de una entidad política particular.

Ahmadinejhad sabe todo eso, (hay que recordar sus orígenes judíos y antisionistas) como sabe que el Internet y las redes sociales constituyen medios poderosos de influencia, en los que las. opiniones se inclinan generalmente por el débil y el oprimido, circunstancias que obran a favor de los Palestinos en esta ocasión en que desempeñan evidentemente ese papel, como víctimas de un experimento neocolonial en Medio Oriente, la pobreza de los Palestinos contra la aparente riqueza de los Judíos, la escasez de medios y de armas para enfrentarse a las excelentemente armadas y entrenadas fuerzas de defensa israelíes, todo ello contribuye a favorecer la postura de los Palestinos.

Sabe bien que Israel, pese a su fuerza, en realidad tiene las manos atadas; no podrá ir más allá de ciertos límites en su ofensiva si no quiere desatar la guerra a gran escala ni que las comunidades judías sufran ataques en el exterior o los intereses de Israel sean atacados por piratas informáticos.

En este sentido, el conflicto actual se ha convertido en una moneda de cambio, y ahora resulta que ha iniciado una tregua entre las dos partes en guerra, tras un atentado a un autobús urbano en Tell Aviv que fue respondido con toda la fuerza por los Judíos, en esa tregua ha resultado importantísimo el papel desempeñado por el nuevo Presidente de Egipto, Mohamhed Morsi, que de esta manera se convierte en un actor importante en la región, tras haber descabezado al ejército e iniciar el régimen islamista en el país del Nilo. Incluso, Obama que envió a Hillary Clinton a el Cairo e influyó en Netanyahu para el cese al fuego, esto sin duda dará tiempo para negociar otras posiciones, fundamentalmente el caso sirio, en el convulso Medio Oriente, y no dudo que tras Morsi esté la influencia de Irán para lograr, por su conducto, ciertas concesiones de Washington. Estados Unidos, por su parte, necesita menos de Israel ahora que ha logrado un acercamiento y colaboración con las petromonarquías del Golfo Pérsico, donde incluso tiene bases militares, por lo que la cercanía que muchos grupos de interés tienen al interior de nuestro vecino del norte tienen con el Estado Judío se sustentan en factores religiosos e ideológicos antes que en una realidad política, a la Administración de Obama, al menos, Israel le parece ya más una fuente de problemas que de ventajas en una zona tan vital por sus reservas de hidrocarburos, a grado tal que, por ejemplo, se está comenzando a hablar de un "Medio Oriente post-Israel" tanto en círculos oficiales como académicos, como lo revela el periódico norteamericano Foreign Policy Journal  y el columnista argentino Adrián Salbuchi, que también habla de la creciente oposición judía al sionismo.

La moneda está en el aire, y el conflicto no está saldado; la solución es muy compleja y se ve lejana; la misma además, de darse, no cabe duda que pasará por una transformación radical del mundo.

18 de noviembre de 2012

ESCANDALOS II--LA BBC Y JIMMY SAVILE


En este espacio he elogiado muchas veces a la BBC de Londres, seguramente una de las televisoras más importantes del mundo y que, realmente, ha hecho, desde su fundación en los años 30, las mejores producciones televisivas de la Historia, desde la popular y épica serie de Ciencia-Ficción "Doctro Who", a la extraordinaria adaptación de la novela deRobert Graves: "Yo, Claudio", o la actualmente muy exitosa "Downtowon Abbey" o la adaptación a los tiempos modernos de Sherlock Holmes en la miniserie homónima, que es también excelente --y muy superior a la norteamericana "Elementary", que se me figura un verdadero sacrilegio contra un clásico literario, además de que convierten al Dr. Watson en mujer, y además en asiática, interpretada por la estrella china Lucy Liu (que tiene la doble nacionalidad china y estadounidense al haber nacido en Nueva York, pero actualmente vive en la tierra de sus mayores, en Hong Kong y es considerada más china que Mao)-- aunque también he señalado sus tendencias y defectos, pero no tan graves como el que voy a narrar aquí.

La BBC es una empresa pública y por tanto, perteneciente al Estado, o Corona Británica, como tal, en sus producciones generalmente despliega la visión oficial de la monarquía insular, y así ha hecho numerosas producciones en las que refleja el anticatolicismo que es política central de Inglaterra desde Enrique VIII en el siglo XVI y así podemos verlo en producciones como "The Tudors" de la que ya hablé alguna vez en la que, a fin de hacer más simpática a la audiencia la figura del mencionado Rey en vez de obeso, lujurioso y psicópata asesino, lo retrataron como un valiente y joven galán de atlética figura encarnado por Jhonathan Rys-Myers enfrentado a los poderes malignos de la Europa católica y continental; o ahora la infamante serie "The Borgias" donde pintan un cuadro dantesco y poco objetivo de la poderosa familia hispano-italiana, hoy sudamericana, aunque siguen con la tendencia a adelgazar a la gente: Alejandro VI era gordo y aparece ahora retratado en las flacas carnes de Jeremy Irons.

Como parte de esa política oficial antirromana del Estado Británico es que la BBC hizo todo un seguimiento sobre los escándalos de la pederastria o abusos sexuales a menores cometidos por sacerdotes católicos, exagerando la proporción del clero implicado en ello o minimizando las acciones emprendidas por el Papa Benedicto XVI para acabar con tal mal, cuando no acusándolo abiertamente y alimentando una actitud hostil en su contra en las vísperas de la visita que hizo a Inglaterra hace dos años.Finalmente, todo esto es entendible, es parte de la ideología oficial del Estado a la que pertenece y del que debe, entre otras cosas, ser vocero.

Entre tanto, es claro que la BBC ha sido un factor muy importante en la difusión de las "oleadas británicas" del Rock desde los años sesenta, tanto en espacios radiofónicos como televisivos, siendo en este último medio en que ha existido un programa casi mítico y muy importante para los músicos ingleseses para darse a conocer, y me refiero al programa Top of the Pops, mismo que estuvo al aire desde 1964 a julio de 2006. El más importante de sus presentadores ha sido Jimmy Savile, quien muriera en el año 2011, figura que casi podría ser comparada a la del también fallecido Raul Velasco en México y su programa Siempre en Domingo que estuvo al aire desde 1969 y hasta 1996 en Televisa, por su papel como impulsor, --o destructor,-- de carreras musicales, así como su enorme popularidad.

Un año despues de la muerte del famoso conductor británico, quien además se hizo conocido en Inglaterra, Europa y otra partes del mundo por sus notorias obras de caridad, lo que le llevó a ser ordenado caballero del Imperio Británico por Isabel II, y para más bochorno del Vaticano: Caballero de la Orden de San Gregorio, (Savile provenía de una familia católica) en reconocimiento a esas labores filantrópicas; aparecieron las denuncias a través de una compañía de televisión privada y pequeña en comparación al leviatán mediático estatal que es la BBC: al parecer Savile fue un verdadero depredador sexual en contra de adolescentes, aprovechando la fama cosechada entre ellos por su contacto con las estrellas del Rock y el Pop desde los sesenta hasta años recientes, hoy en día, se tienen denuncias de al menos 450 víctimas que fueron atacadas por Savile en cuarenta años, e incluso que durante su voluntariado en un hospital llegó a aprovecharse de pacientes.

Más allá del monstruoso apetito sexual de Savile que se cebó sobre adolescentes de ambos sexos, lo que es todavía más infame es que este caso ha destapado que la propia dirigencia de la BBC lo supo por años, y que además, el presentador no era el único: se tejió en la televisora una enorme red de pedófilos que incluía a cantantes, músicos, otros conductores, locutores y ejecutivos de la empresa, con conexiones a una red aún mayor que llega hasta la aristocracia británica, todo lo cual fue del conocimiento de la BBC y sin que nadie denunciara ni hablara al respecto hasta la muerte de este "Maciel de las ondas hertzianas". Igualmente, ha desatado una verdadera "cacería de brujas" y ya ha habido casos de personajes señalados como pedófilos que no lo son, lo que también lleva a cuestionar la actuación de la policía que tan tardíamente está realizando las investigaciones al interior de la televisora y el uso del escándalo con objetivos políticos o dirigidos a desviar la atención respecto a la BBC y su personal.

Pero esto va más allá, se está descubriendo ante la sociedad británica todo un entramado de corrupción, favoritismos, tráfico de influencias y dispendios al interior de la mítica compañía pública de radio y TV, el Director actual de la empresa: George Entwistle, que estaba en el cargo al destaparse el escándalo, y tenía en el mismo 54 días, renunció, pero se llevó consigo una liquidación por el monto de 560,000 Euros... pareciera de repente que el mundo se está mexicanizando, pero lo que pasa es que, como un inglés alguna vez le confesó a un amigo argentino: "los británicos son tan corruptos como los latinoamericanos, pero lo disimulan mejor", y al parecer ya se cansaron de disimular y decidieron ser más descarados.

Ante todo esto, muchas voces se han levantado exigiendo desde una reestructuración de la BBC que le reste autonomía y haga más transparente su funcionamiento ante la sociedad y el Parlamento, sobre todo en el aspecto financiero y una mayor vigilancia sobre la conducta de sus caras más conocidas, hasta voces que incluso piden la desaparición o privatización del coloso mediático, al que consideran un vestigio del Keynesianismo aplicado por Inglaterra desde el periodo de entreguerras.

La pedofilia, como se ve, no es sólo una plaga propia de un grupo de personas, se ha extendido mucho en todo el mundo, quizá como consecuencia de la "hiperasexualización" que el mundo ha vivido desde los años sesenta, y la verdadera obsesión por lo homosexual que se destila por todas partes en la actualidad, se han abierto las puertas a los apetitos desbocados, y lo triste y trágico es que ya no existe seguridad de los mayores respecto a los niños y adolescentes, que bien pueden convertirse en presas de los vicios, obsesiones y locura de terceros: familiares, entrenadores, maestros, sacerdotes o ministros religiosos, conocidos, etc. Una muestra más del velo de sombras que nos cubre en el momento actual.

En cuanto a la BBC, bueno, esto demuestra que, como decimos en México: no se debe escupir para arriba, o bien, que para tener la lengua larga hay que tener la cola corta...

15 de noviembre de 2012

ESCANDALOS I--EL AFFAIRE PETRAEUS


Apenas unos días después de la reelección de Obama se destapa el escándalo protagonizado por el General David Patraeus, excomandante del Ejército Norteamericano en Irak y Afganistán y actual Director de la Agencia Central de Inteligencia, CIAy su biógrafa y amante Paula Broadwell, en lo que parece es una historia que implica una relajada moral de los comandantes militares de más alto rango en EUA, (que parecen tener acuerdos para intercambiarse favores sexuales de mujeres de alta sociedad que se prestan a ello) lo cual no es lo más trascendente al ser algo propio de sus vidas privadas, pero también implica ocultamiento de información, quizá un poco de espionaje y chantajes, intereses de partido y electorales de la Administración reelecta, la intención de descarrilar carreras políticas de otros, la ineficiencia y corrupción de la CIA y la guerra abierta que sostiene esta agencia con el FBI, lo que evidencia que la Seguridad Nacional de EUA se encuentra en medio de un desorden completo.

El hecho que el General Petraeus caiga de las alturas a causa de sus relaciones extramaritales con una atractiva académica, ex-militar y graduada con honores de la Academia de West Point además de casada y madre, que viajó en años pasados a fin de escribir una biografía sobre el considerado hasta ahora como militar más exitoso que ha tenido el ejército norteamericano en los últimos años es una muestra más de la hipócrita moral puritana y protestante que siempre campea sobre los políticos de nuestro vecino del norte: resulta un pecado inenarrable tener una aventura sexual, mientras el aborto es promovido, es lícito el robo masivo que hacen los financieros en Wall Street sin producir nada, se legaliza la drogadicción y la perversión de menores mediante el matrimonio homosexual y la posibilidad de que adopten niños, y es perfectamente permisible que el Presidente mande asesinar gente en ejecuciones extrajudiciales efectuadas por "drones" o aviones -robot sin respetar el debido proceso legal consagrado por la Constitución o se permite la tortura en Guantánamo, aparte de que la sociedad norteamericana es la que más consume --y produce-- pornografía y prostitución de todo el mundo.

Pero más allá de eso, es evidente que Petraeus no ha sido ni el primero ni el último en "echar una cana al aire" de los jefes militares gringos, en el pasado así ha sucedido y hasta con descaro, sin que por eso se cayeran las aspiraciones políticas del interesado: el caso del General Dwight "Ike" Eissenhower, que vivió la Segunda Guerra Mundial como una prolongada Luna de Miel con su secretaria y chófer, la sargento británica Kay Summersby y ostentando descaradamente su romance por toda Inglaterra hasta en el "Día D" mientras su paciente esposa le esperaba en su hogar de Nueva York, no le impidió llegar a la Presidencia de la República años después, sin embargo, en el caso de Petraeus sí fue el pretexto perfecto para sacarlo del juego.

Para empezar, hemos de decir que Petraeus es más un héroe de papel que un extraordinario jefe militar victorioso; los medios lo fabricaron y lo exaltaron ante la necesidad de mostrar la potencia castrense norteamericana encarnada en un hombre; la verdad es que los logros del General en Irak y Afganistán fueron más bien magros: ciertamente, evitó que en ambos países islámicos la aventura acabara en un desastre como Vietnam, pero no logró vencer de ningún modo a los enemigos, en Irak, finalmente, el poder quedó en manos de los Chiítas vinculados a Irán y aún así, sin las tropas norteamericanas la situación cada vez es más cercana a una guerra civil entre etnias, tribus y corrientes islámicas rivales, y en Afganistán, el "Gobierno" de Hamid Kharzai no controla más allá de Kabul y los lugares donde haya un soldado occidental, por el contrario, la insurgencia parece ganar cada vez más fuerza y ha infiltrado al ejército y a la policía afganas, ahora principales fuentes de riesgo para los soldados occidentales. Petraeus conocería a la atractiva académica Paula Broadwell, quien fuese ex-militar, graduada con honores de West Point, periodista y escritora, cuando ésta mujer viajó hasta el Centro de Asia para escribir una biografía del General, precisamente en ese proceso de engrandecimiento de su imagen, la relación fluyó y finalmente escaló hasta llegar a la alcoba del Jefe.

Ese engrandecimiento de la imagen y los logros de Petraeus habían inflamado el ánimo del General y le hacían alimentar ambiciones políticas: militante Republicano, no ocultaba cierta desafección hacia Obama, quien le había nombrado para hacerse cargo de la CIA a fin de que se enfocara en contra de los peligros islamistas que amenazan a EUA desde el 2001, y eran fuertes los rumores de que el divisionario abrigaba aspiraciones a ser nominado por el Partido Republicano para las elecciones presidenciales de 2016.No era el primero, ya antes, los Generales Collin Powell y Wesley Clark fueron saludados como estrategas extraordinarios por su participación en la Guerra del Golfo Pérsico y el conflicto Yugoslavo y ambos soñaron con sendas carreras políticas, el primero fue sacrificado por Bush Jr. que lo hizo su Secretario de Estado y le hizo quedar en ridículo ante el mundo narrando una serie de mentiras copiadas de tesis profesionales y artículos de Wikipedia para justificar ante la ONU la invasión a Irak, el desprestigio de Powell fue total y salió por la puerta de atrás, sustituido por la feroz Condolezza Rice para el segundo mandato de Bush, en cuanto a Clark, el pacificador de los Balcanes, sus intentos de arrebatarle la nominación Republicana a ese presidente que buscaba la reelección y después su desesperada búsqueda por caerles bien a los Demócratas sin efecto alguno, pues la candidatura quedó en manos del Senador John Kerry, le llevo de la gloria al olvido en cuestión de minutos, ha quedado sentado que el último militar en ocupar la Casa Blanca ha sido Eissenhower y de ahí en adelante ninguno, ya no ha habido figuras guerreras del tamaño de McArthur, Patton o Pershing, aunque afortunadamente tampoco ineptos del calibre de Westmoreland...

Pero ahora ¿qué pasa? pues todo indica que el FBI tenía ya desplegada una operación de vigilancia sobre Petraeus y probablemente, sobre toda la CIA, la desconfianza entre ambas entidades es histórica y arranca de la época en que Hoover sospechaba de infiltraciones comunistas en todos lados, y también parece que el enamorado General confió a su amante numerosos secretos, como, por ejemplo, que en el consulado americano en Benghazi había una prisión clandestina de la CIA donde se internaba --y torturaba-- a militantes de grupos radicales islámicos, como los que habían derrocado a Ghadaffi apoyados por las fuerzas occidentales y que fue eso, y no la ridícula película anti-Mahoma que circuló por Youtube, la que disparó el ataque que segó la vida del diplomático y tres agentes, precisamente, de la entidad domiciliada en Langley, Virginia. La propia Paula Broadwell lo ha declarado en una conferencia en la Universidad de Denver, quizá con toda la intención de vengarse por el descubrimiento de la relación entre ella y el militar, y dando a entender que la Administración de Obama ha mentido por partida doble: primero porque dijo que había ya impedido a la CIA el establecer centros de detención clandestinos en el extranjero como lo había implementado Bush, y en segundo: al inventar el bulo de la película como causa de las manifestaciones y ataques, minimizando además la dimensión del mismo y haciéndolo pasar por una chusma exaltada y no por un ataque preciso con un objetivo determinado, eso sí, cubierto por la manifestación desordenada.

Por supuesto que a Obama le interesaba mantener esto oculto para las elecciones, pero ahora ha salido a la luz y está haciendo que la división y los debates entre Republicanos y Demócratas se parezcan a los pleitos de viejas verduleras que son los dimes y diretes entre los partidos políticos de México.


Pero hay aún más: veamos como inició el escándalo. Petraeus y su familia tenía mucha cercanía con Jill Kelley, y su familia de origen libanés, esta mujer, también atractiva, es una socialité muy conocida en Miami por organizar eventos en las bases militares cercanas a la metrópoli de Florida, donde trabó amistad con el General, a quien, según eso, ve como una especie de tío en éste; sin embargo, empezó a recibir mensajes de correo electrónico amenazantes de la Broadwell (no sabia que era ella, los mensajes eran anónimos) en que le acusaba de robarle su conquista amorosa, Kelley entonces contactó a un conocido de ella que era agente del FBI--quien le mandaba fotos en que aparecía sin camisa, luciendo los pectorales--y denunció el hecho, tras investigar, resultó que los mensajes los mandaba la escritora desde la computadora del General y todo quedó al descubierto, pero también otra cosa: la Kelley recibía mensajes bastante cachondos, de otro General: Paul Allen, actual comandante de las fuerzas en Afganistán, lo que da a entender que Kelley y quizá la Broadwell no son más que sexoservidoras de altísimo nivel que son intercambiadas entre los altos mandos, pero además, la falta de discreción de los mismos comandantes que les confían a estas mujeres secretos estratégicos y que ellas están dispuestas a utilizar como armas de chantaje contra los amantes.

Otra tesis que también se maneja es que Petraeus había expresado a su amante el cansancio de la Guerra y su desacuerdo con la política de Obama de haberse aliado con los fundamentalistas en las Primaveras Arabes, y que él deliberadamente no envió los refuerzos solicitados por sus hombres en Benghazi a fin de provocar la ruptura entre tales grupos y el Gobierno estadounidense, inmolando al embajador y sus agentes para ello, como corderos pascuales. Esto motivó a Obama a hacer una verdadera purga dentro de la cúpula militar eliminando a Petraeus y Allen y cambiándolos por otros más leales a su política de dormir con el enemigo.

Mañana Petraeus comparecerá ante la Comisión de Inteligencia del Senado; dudo mucho, sin embargo, que la verdad saldrá a la luz completa, lo que sí, esto ha demostrado las frivolidades de los comandantes militares norteamericanos, que no plantean otras conquistas más allá que las de cama, la descoordinación entre los dos principales órganos de inteligencia como la CIA y el FBI, enfrentados entre sí y el total abandono e ineptitud de un Gobierno como el de Obama que se ha reelegido por demagogia, pero que no tiene idea de armar una política exterior y de seguridad nacional coherente y ni siquiera, de controlar a sus generales, esto, mientras el conflicto en Medio Oriente amenaza con extenderse y agravarse con la nueva guerra entre Israel y Hamas en Gaza, es peligrosísimo.
-----------------------------------------------------------------------------------------------------------
Los ataques entre Israel y Hamas son sumamente preocupantes, si Israel invade por tierra la Franja de Gaza e Irán decide intervenir directamente en el conflicto, tras haber enseñado sus dientes y el desarrollo tecnológico sorprendente y secretamente obtenido en unas maniobras de su ejército masivas efectuadas los días pasados, seguirá necesariamente la entrada de EUA en apoyo del Estado Judío, de ahí se vendría una escalada similar a la de 1914, algo que es mejor no imaginar... o bien, puede darse que Obama, que ha sido más tirante con Israel, decida abandonar al ejército de modelos (dadas las fotos que los soldados y soldadas judías subieron a Instagram, en algo que demuestra el estado de promiscuidad, sexo desbocado y frivolidad que ha permeado en las Fuerzas de Defensa de Israel) que defiende a ese país, a su suerte, lo que quizá sería también muy peligroso...

Estemos al pendiente.





12 de noviembre de 2012

CHINA RENUEVA SU DIRIGENCIA


Mientras en nuestro mundo occidental y democrático hemos tenido un año electoral bastante agitado que concluyó con la reelección de Obama que hemos comentado en los artículos anteriores, en China también se ha iniciado el proceso para el cambio de titulares de los poderes constitucionales que rigen a la poderosa cuna de la civilización asiática.

El sistema político actualmente seguido en China seguramente haría las delicias de Aristóteles o Platón si lo pudieran contemplar, ya que estamos ante uno decididamente Aristocrático y que, contra la opinión oficialmente aceptada, tiene mucho en común con el régimen imperial mantenido en el país desde el 221 a.C: en que Quin Sing Huang Di, rey de Quin culminó la conquista de los otros pequeños reinos combatientes y arrebatándoles el título simbólico y religioso a los Zhou de "Monarcas de Todo Bajo el Cielo", fundó el Estado Unificado --y la Nación-- que conocemos como China, hasta la caída de su último sucesor: Aisingoro Puyi, quien fue también último representante de la Dinastía Manchuriana que dirigió los destinos del país desde el siglo XVII  hasta 1912. Es más, podríamos decir que China no abandonaría el estilo decididamente monárquico de gobierno sino hasta la muerte de Deng Xiao Ping en 1996, a partir de entonces, el sistema ha tomado un cariz mucho más institucional y colegiado, con órganos regulados por un sistema jurídico-constitucional diseñado como máquina de relojería para la toma de decisiones y aplicación de las mismas, en vez del peso de una gran personalidad o caudillo nacional como lo fueron en su momento Chiang Kai Shek, antes de la toma del poder por los "Comunistas" y a partir de 1949 y hasta su muerte, Mao Tse Tung y después de él, el reformista Deng. Después de éste, el régimen se ha venido a convertir en uno ejercido por una especie de nobleza formada por funcionarios profesionales, casta existente en China desde el inicio de los tiempos, desde antes de la unificación: los mandarines, llamados así porque en tiempos imperiales lucían como uniformes unos kimonos del color del cítrico.

Igulamente, y siendo un sistema basado originalmente en el modelo soviético instaurado en Rusia en 1917 y hasta 1991, los dos grandes caudillos comunistas habían encontrado la base de su poder en ser los líderes o Presidentes Nacionales del Partido Comunista, (partido que, contra la creencia extendida, no es el único en China, sino hegemónico, pues existen otros cuatro institutos políticos minoritarios, que tienen millones de militantes, que, por supuesto, palidecen ante los 86 millones de miembros afiliados al partido en el poder, lo que le hace ser el más grande del mundo; esos otros cuatro partidos contienden en las elecciones directas que se dan en el ámbito municipal y tienen representantes en el parlamento, en 1949, hartos de la corrupta dictadura Nacionalista de Chiang y de la persecución que éste les hacía, se aliaron a los Comunistas y colaboraron para aupar a Mao al poder, haciendo un pacto de ser, no una oposición, sino colaborar en un proyecto de construcción nacional.) Tanto Mao como Deng fueron Presidentes Nacionales del Partido, (algo que quedaba claro en inglés, donde a Mao se le denominaba Chairman y no President, la primera palabra se usa para directivos ejecutivos de entidades no estatales) y no desempeñaban cargo alguno en el Estado, como ocurría en el sistema ruso, donde la máxima autoridad era el líder del Partido y no el Jefe del Estado, mismo que quedaba en una posición simbólica y meramente protocolaria.

Tras la muerte de Deng, sin embargo, en China se diferenciaron claramente las estructuras del Gobierno Nacional del organigrama del Partido, y éste quedó diferenciado del Gobierno,el partido sería la forma para llegar al gobierno e integrar el partido; así, los líderes del partido posteriores a Deng: Jiang Zemin y Hu Jintao, han sido primero líderes del partido y después, ungidos con la Presidencia de la República, pero el poder no les viene de su dirección del instituto político, sino de ser los titulares de la Jefatura del Estado del Celeste Imperio.

Igualmente, es el Partido el que determina quiénes de sus militantes ocuparán los cargos más importantes del Gobierno, como la Comisión Central de Defensa, máximo órgano militar del país encargado de planear y ejecutar la política de defensa de la Nación, y quiénes asumirán los ministerios que conforman el Gabinete que es encabezado por el Primer Ministro; ni Jiang, ni Hu han sido hombres especialmente carismáticos o enérgicos, como Presidentes han sido más que nada portavoces y ejecutores de las determinaciones que el Ejecutivo, concebido ante todo como un órgano colegiado, asume.


La actual dirigencia china está compuesta fundamentalmente por Ingenieros y Economistas, siendo notoria la ausencia de Abogados en los altos puestos, muchos de ellos con estudios de postgrado en universidades norteamericanas y europeas, como es el caso del todavía Presidente Hu, (arriba) quien salió de las fijas de las Juventudes Comunistas, Ingeniero Eléctrico, empezó su carrera en el servicio público dentro del equipo de mantenimiento de una hidroeléctrica, posteriormente, fue ascendiendo en diversos cargos, incluso la difícil posición de Gobernador de la Provincia del Tibet, y llegó a ser designado, primero por el Congreso del Partido como Secretario General en 2002, y Presidente de la República por el Parlamento en el año 2003.

El prácticamente ya nuevo mandatario será Xi Jinping, actual Vicepresidente en la administración de Hu, quien acaba de ser designado Secretario General del Partido Comunista, y por tanto, con toda seguridad, el próximo año, la nueva Legislatura del Parlamento Chino le designará Presidente de la República, y que pertenece, no precisamente a la clase de funcionarios profesionales a la que pertenece el mandatario saliente, de origen humilde pero que a base de méritos y ascensos escalafonarios llegó hasta arriba, sino que pertenece a la élite de las élites, la llamada "Casta de los Príncipes", esto es un grupo de hijos o nietos de los caudillos revolucionarios que llevaron al triunfo a la causa comunista en 1949.


Xi Jinping (arriba) es hijo de Xi Zhongxun, (en chino, el apellido va primero y el nombre propio después) un líder guerrillero que colaboró, en el norte de China, a la derrota de los Nacionalistas en la fase final de la Revolución, esto le llevó al padre a ocupar diversos cargos públicos (como decimos en México, le hizo justicia la Revolución) y asegurar a su hijo un futuro brillante, sobre todo, la mejor educación, porque, no se piense aquí que esto le aseguró una vida de privilegios, si así fuera, el nieto de Mao Tse Tung, el fundador de la República comunista, sería lo máximo en china, en vez de ello, Mao Xin Yu, que hizo carrera en el ejército y fue recientemente ascendido a General, más en términos honorarios que verdaderos, sin que esto equivaliera a volverse millonario, es un tranquilo profesor de Historia Militar en la Academia de Ciencias Militares del Ejército y de Filosofía en la Universidad de Guangzhou, lo que no evita que los medios chinos lo traten --y hasta acosen-- como a una verdadera celebridad del espectáculo o miembro de alguna casa real europea, y aunque dice tener deseos de participar en política, su paso por la misma ha sido discreto: ha ocupado algún escaño en el Parlamento y ha sido miembro de un comité asesor del Gobierno, y actualmente es uno más entre los 2 mil y tantos delegados al Congreso del Partido.

Xi es otro ingeniero, en este caso, químico por la Universidad de Pekín, con un doctorado en Marxismo (supongo que para saber cómo rebatirlo en la práctica) y otros estudios de postgrado en Economía, y empezó muy joven a dedicarse a la política del Imperio de los Dragones en un humilde puesto municipal, hace treinta años, estando en esas funciones y en el inicio de la apertura encabezada por Deng Xiao Ping, viajó por primera vez a Estados Unidos, en específico a Iowa, donde fue a tomar un curso de porcicultura junto a granjeros y otros cargos locales chinos deseosos de implementar técnicas para la crianza del cerdo (tan apreciado en la gastronomía oriental) más modernas. En aquella ocasión, Xi vestía su sencillo traje "a la Bruce Lee" tan de uso en China en aquel entonces, y rentó una habitación en la casa de una familia norteamericana al no haber cuartos disponibles en la posada del pueblo donde se quedó; hace unos meses, Xi viajó en su calidad de Vicepresidente a Estados Unidos y visitó a sus antiguos anfitriones, sorprendidos y halagados al ver a aquel joven chino humilde y sencillo convertido en todo un caballero elegante y púlcramente vestido y a las puertas de ejercer uno de los mayores poderes sobre la Tierra.

A los chinos siempre les ha importado los méritos, y desde antaño los ascensos se han conseguido por logros profesionales y capacidad, donde desde la noche de los tiempos se han hecho exámenes para conceder ascensos en la administración pública, así que los "Príncipes" no la han tenido fácil y han tenido que ascender paso a paso en la política china, Xi pasó por ese escalafón y ha llegado ahora, al fin, a la cumbre, incluso, en la vida personal así ha sido, y se casó con una popular y famosa en toda Asia, cantante y actriz de nombre Peng Liyuan, (abajo) quien también tiene una historia personal curiosa: labró una exitosa carrera militar, llegando al grado de generala en el ejército chino, que compaginó con su carrera artística que la hace de las figuras más fulgurantes de la farándula china y de todo Oriente.


¿Qué podemos esperar de Xi al frente del Dragón Rojo? Xi como he dicho, tiene una gran familiaridad con EUA, incluso, su hija estudia Negocios Internacionales en Harvard, y habla inglés con gran fluidez, tiene plena conciencia y conocimiento de los nexos económicos entre ambos colosos, aunque tampoco es tan condescendiente: en su juventud se vinculó también al ejército, y tras su servicio, se mantuvo en cargos vinculados a la administración militar, manifestando en muchas ocasiones la necesidad de aumentar el poder del ejército chino, de que ejerza una mayor presencia al exterior y una postura más agresiva en Asia, por lo que el próximo mandato de Xi es visto con suspicacia y temor por los vecinos, en especial Japón, Filipinas y Corea del Sur, además de Taiwán, por supuesto. En lo económico, seguirá con las reformas y tratará quizá de consolidar a China como la primera economía del mundo  y convertir al Yuan en moneda de reserva y referencia mundial, Xi conoce las debilidades de EUA a la perfección y sabrá dónde golpear y qué hacer para superarlo.

Al interior, deberá combatir la corrupción y dar más espacios para asegurar al pueblo mayores libertades y un mejor funcionamiento del Gobierno sin caer en los nefastos efectos de la Democracia que estamos viviendo en Occidente, pero eliminando los aspectos totalitarios del sistema chino, como la política del hijo único. En cuanto a la corrupción, resulta notorio el escándalo de corrupción y homicidio en el que resultó implicado su rival por la Presidencia y otro miembro de los Príncipes: Bo Xilai, que le costó la caída de sus cargos públicos (se desempeñaba como Gobernador de la ciudad de Chongquing), expulsión del Partido y probablemente hasta prisión tras verse implicado en tráfico de influencias y la muerte de un empresario inglés.

Como se ve, a Xi le esperan retos difíciles, pues igualmente habrá de hacer frente al regionalismo tibetano y el islamismo en Sikiang, aunque podemos estar seguros que los Chinos, acostumbrados a no rendirse y superar sus dificultades con paciencia y trabajo, su brillante cultura y su tranquila astucia lo lograrán, en cuanto a Xi, él se observa tranquilo, algo muy propio de la Filosofía Budista que practica, parece no perturbarle el hecho de que dentro de unos meses él será, y no Obama, el hombre más poderoso del mundo... veamos cómo usa ese poder.


8 de noviembre de 2012

LA DECADENCIA DE OCCIDENTE


En torno al artículo anterior, (desgraciadamente, debido a ciertas incompatibilidades entre el blogger para dispositivo movil como el Ipad y el que se accede por la PC, se borró gran parte, habré de restaurarlo poco a poco) en que desgrané lo ocurrido con Obama en estos primeros cuatro años de gobierno, las causas de su reelección y lo que podemos esperar de su segundo mandato, mi maestro y amigo, el Doctor en Derecho por la Universidad de Navarra Rigoberto Ortiz me hizo los siguientes comentarios a través de la red social por la que mantenemos contacto:

Pues mira Yorch: Es el mundo según Michael Moore, que a la mexicana es el montaje de Presunto culpable. Es creer a pie juntillas en las profecías de Andrés Roemmer o de Leo Zuckermann. Es creer que la juventud es pura per se y por tanto, ni atreverse a criticar a los #yosoy132...Es la "educación" en competencias, es criticar a EPN por no leer, sin leer tampoco, es tragarse 69 mil muertes y decir "fue entre ellos." Es la frivolidad masiva que dice que George Clooney es un intelectual, tanto como Lady Gaga una Mozart hecha mujer y Messi el culmen de todo talento. Es tragarse el bulo de Shakira y sus caderas. Es el mundo de "primaveras" porque ni en Europa fueron exitosas sino culpables de el desmadre actual. Es creer en conspiraciones astrales y despreciar la fe y la teología...

Es tragarse el bulo de la sexualidad irresponsable, de la agenda gay y lésbica, de la medicridad de las maquiladoras de esclavos chinos, de Steve Jobs, de Selena Gómez y }Mark Sánchez. >Es el mundo del condón hipersensible, a pesar del papiloma y el SIDA. Es el mundo de la peor música posible. Es el mundo del Gandman style. De nada han servido 500 años del milagro del techo de la Sixtina, la gente prefiere a Attolini...Nunca, nunca, el espíritu humano estaba tan al fondo del abismo.

Esto me mueve a reflexionar sobre el tema central de este Blog que es servir de crónica del proceso de decadencia de México y el mundo desde mi visión particular. Y es que estamos en decadencia, pero la mayoría de la gente no se da cuenta de ello, por el contrario, creen que vamos camino de un mayor esplendor, lo cual es entendible: seguramente los Mayas del siglo VIII, pese a las señales de alarma que podían verse en los recursos cada vez más escasos y las guerras más constantes no creían que estaban en camino del declive, y las pirámides cada vez más altas, los palacios reales y otros edificios públicos cada vez más lujosos quizá les convencían de que, por el contrario, lo mejor estaba por venir, igualmente los Romanos del siglo IV poco podían sospechar que estaban a unas cuantas décadas de que su imperio, en la parte del oeste, se disolviera, muy probablemente creían que estaban en una era en la que el poder romano se mantendría eternamente. Así, los que creen que estamos en un camino de permanente ascenso e impulsan muchos de los procesos o ideas postuladas o impulsadas en Europa supuestamente en pro de la Libertad y de una "mejor calidad de vida" se etiquetan como "Progresistas" y así, en la reunión reciente que tuvo el Presidente Electo de México, Enrique Peña Nieto, con los Gobernadores estatales elegidos en la misma jornada que él pertenecientes a la Izquierda, ellos mismos acudieron bajo el membrete de "Gobernadores Progresistas", porque están a favor del progreso, del desarrollo, o como en la sentencia del Tribunal Constitucional Español, en que aprueban las uniones de personas del mismo sexo bajo el rótulo de matrimonio en aras de la "evolución social"... sin embargo, esto no es del todo cierto.

Todo proviene de una concepción lineal de la Historia que Occidente tiene desde San Agustín de Hipona y su obra "La Ciudad de Dios", escrita en el siglo V d.C. y durante la terrible crisis que puso fin a la cultura clásica grecorromana en la parte occidental de Europa y Norte de Africa, donde el santo obispo vivía, dicha obra ha sido de las más importantes en la Historia Universal de la Filosofía y ha tenido una influencia impresionante. 


San Agustín (en la imagen) quiso escribir una obra en la que diese respuesta a las preguntas que muchos se hacían: "¿Está cayendo el Imperio?" "¿Porqué ha sido saqueada Roma por los bárbaros?" "¿Es éste un castigo divino?" "Y si cae Roma, ¿qué pasará después? ¿Llegará el Fin del Mundo?" el obispo contestaba dibujando una teoría historiográfica que procuraba darle sentido a los acontecimientos, desde una óptica cristiana, claro está, pero bastante influida por su filiación neoplatónica también, así, además de su división entre la "Ciudad de Dios", inmaterial e ideal, y la "Ciudad del Mundo", material e imperfecta, el Padre de la Iglesia señaló que la tendencia, sin embargo de esta última es de perfeccionarse y tender al logro del ideal, el fin último de la Historia es la salvación de la humanidad y por tanto, el logro del perfeccionamiento; así, concibió al devenir histórico como una línea ascendente hacia ese destino ideal: empieza con su análisis de los hechos contenidos en la Biblia y en la Historia de Grecia y Roma, todos tendientes a la aparición de Jesucristo, y posteriormente a él, situado en el centro, a la construcción de la Iglesia y de ahí, a la Parusía y Juicio Final. Una etapa significaba la superación de la anterior y así sucesivamente: Los Patriarcas fueron el inicio, posteriormente a ellos, Moisés independiza y define al Pueblo de Israel, que conquista Palestina y erige sus reyes, o en Roma, la Monarquía fue superada por la República y ésta por el Imperio, ante la caída de éste, San Agustín tranquilizaba a sus lectores afirmando que venía una época mejor y más esplendorosa, más cercana ala segunda venida de Cristo, por lo que no había que temer al futuro, cada etapa significaba un avance, una superación una cancelación de lo anterior y un logro: "progreso", aunque San Agustín no definió ni habló con claridad de ese concepto.

Los historiadores posteriores, dentro de nuestro mundo occidental tomaron la tesis historiográfica augustiniana, incluso secularizándola, y así, ya para el siglo XVIII se generó el consenso en la historiografía europea de la división en edades: Prehistoria-Antigüedad-Edad Media-Edad Moderna-Edad Contemporánea, todo visto desde una óptica de avance, siendo esta época, en medio de la Revolución Industrial, en que surge la idea de "progreso", para sustentarla, se tomaron en cuenta los avances tecnológicos y científicos: herramientas de piedra en la Prehistoria, cobre, bronce y hierro en la Antigüedad, el desarrollo de la Filosofía y la Política en Grecia y los primeros avances científicos o en la comprensión racional del mundo, para luego, entrar--en una visión simplista y prejuiciosa--en una regresión a la oscuridad durante la Edad Media y posteriormente reiniciar el progreso durante el Renacimiento, llegando al siglo XVIII con los grandes avances en la industrialización y en el establecimiento de conceptos como Democracia, derechos humanos, libertades públicas y la secularización del pensamiento y la caída de las monarquías absolutas; se vislumbraba entonces que el futuro era luminoso, pues brillaba en él la esplendorosa luz de la razón; la Ciencia y la tecnología eran los caminos para ello; la Ciencia-Ficción surgiría después de la mano de Mary Shelley y de Julio Verne, la primera, en su novela Frankenstein o el Moderno Prometeo,  preconizaba que el avance científico llegaría a tal grado que se le arrebataría a Dios la capacidad de generar vida, aunque eso podría tener fatales consecuencias. Incluso, en los terrenos biológicos habría que intuir que mucho de la teoría de la Evolución de Darwin se encuentra influida por la visión ascendente de la Historia (humana, o en este caso, natural) de San Agustín.

Hegel y Marx, lejanos descendientes ideológicos del romano norafricano, por su parte, con su estudio dialéctico de la Historia, además contribuyeron a mantener la tesis augustiniana: al final, el progreso llevaría al logro de la salvación significada en el "Comunismo Científico" y la sociedad sin clases ni Estado que tendría como resultado, un paraíso apacible similar al imaginado por John Lennon en su famosa canción. Esta visión es la que sostiene la "Izquierda Progresista" en nuestros tiempos y sus militantes, sea José Luis Rodríguez Zapatero, Marcelo Ebrard u Obama-Soetoro, se sienten llamados a abrir paso al progreso, a propiciar el cambio social y a una evolución hacia un futuro mejor lleno de bienestar material y libertades, no es de extrañar que se sientan como "iluminadas" como gente que ha comprendido el funcionamiento de la Historia y que, anticipándose a ella ha decidido propiciar el cambio, entendiendo que éste siempre será para bien.

Pero también ha existido otra visión de la Historia: la que la muestra como un eterno retorno o ciclo; resulta curioso que el propio Platón, antecesor del santo de Hipona lo dibujase, mas sería Polibio, otro platónico, en el siglo II a.C., primero enemigo, y después admirador de la Roma republicana en expansión, quien defendiese esta tesis, partiendo de la teoría sobre las formas de gobierno o los cambios en la organización política de los Estados. Polibio estudió el caso romano y lo colocó como paradigma para el estudio de cualquier otro pueblo: una comunidad pequeña que inicia bajo un gobierno sacerdotal y sencillo de un Rey, al crecer la comunidad política el papel del Rey deja de encajar y se convierte en República, misma que se fue abriendo a la participación de todas las clases sociales en una Democracia, misma que, en su época avanzaba ya a la conformación de un régimen militar autoritario: una tiranía, como remedio a los desórdenes sociales que acarreaba la Democracia, lo que más tarde se daría efectivamente en la figura del Imperio.

Pero más allá de Polibio, tenemos, ya en el siglo XX, la aparición de la obra de Oswald Spengler: La Decadencia de Occidente entre 1918 y 1923, en dos volúmenes, cuya imagen abre este post, y que es una obra que no ha sido comprendida en toda su dimensión y que quizá, en el futuro, sea considerada tan influyente como la obra de San Agustín.


Spengler (en la imagen), es considerado junto a Maquiavelo y Carl Von Clausewitz miembro del trío de los "Autores Malditos" de la Filosofía Occidental; ¿porqué? porque hablan de cuestiones reales y palpables de las que nadie quiere hablar, de las que nadie quiere que se sepan y que son desagradables: Maquiavelo habla de la realidad de la Política y de que el gobernante, muchas veces, si quiere el bien para su pueblo, habrá de rebajarse y ensuciarse las manos en el lodazal, Clausewitz habla de la realidad de la guerra y de que la misma es inevitable y muchas veces hasta necesaria cuando el laberinto de las relaciones entre Estados o grupos humanos llega al conflicto y no deja otra salida, por lo que habla cómo debe de planearse, pelearse y evaluar y utilizar sus resultados. Spengler, por su parte, habla de la vida de las civilizaciones y en particular de la Occidental y de la inevitabilidad de su caída y destrucción, no por fatalismo, sino por la naturaleza misma de las sociedades humanas y de los Estados, Naciones y grupos que constituye el ser humano, el motor verdadero del cambio son estos derrumbes de las civilizaciones que dejan el campo fértil para que otras nuevas crezcan sobre los campos fertilizados por las ruinas de las anteriores.

No en balde, las obras de Clausewitz y de Spengler, al menos aquí en México, son difíciles de conseguir, y cuando aparecen en las librerías están en precios prohibitivos, confieso no haberla leído completa por lo mismo y haberla consultado en más de una ocasión en línea, pudiéndose encontrar publicada en Internet.

Spengler entra al estudio de las que llama "Altas Culturas" o Civilizaciones, identificando que todas ellas han tenido vidas similares a las de un organismo biológico y él identifica sus diferentes etapas: juventud, crecimiento, florecimiento y decadencia, de esta forma, considera que los historiadores no pueden abarcar una Historia Universal completa, porque, como ocurre frecuentemente, la misma es meramente eurocentrista y es un estudio de la Historia desde la óptica occidental y aplicando criterios y etapas propias de nuestra civilización a las ajenas; así, no cabe hablar de Antigüedad-Edad Media-Renacimiento en China donde la Historia ha demostrado una continuidad pasmosa desde su constitución como Estado unificado en 221 a.C. y no existe esa noción de ruptura y superación del pasado, o simplemente, en el caso de Rusia, donde bien podría decirse que existe una Edad Media hasta fines del siglo XVII, en que Pedro el Grande aplica sus reformas y "europeíza" al gigante eslavo, mismo que además tiene una herencia grecorromana recibida en forma parcial y tardíamente por su contacto con el Imperio Romano Oriental y la Iglesia Ortodoxa, mas no en forma directa como las naciones occidentales surgidas inmediatamente de los despojos del mundo clásico.

En el caso de Occidente, considera que es una civilización que se forma por los elementos de la cultura clásica, como el racionalismo griego, la idea de poder y Derecho de Roma, las concepciones morales y religiosas judeo-cristianas y el sentido práctico germánico; la juventud sería la Edad Media, el Crecimiento la expansión colonial iniciada tras el viaje de Colón, el florecimeinto un periodo que abarca del siglo XVI hasta mediados del siglo XIX y la decadencia el tiempo posterior, donde, como estamos viendo, ante el desprecio a las raíces cristianas y el olvido del pensamiento clásico, la planta se está secando desde abajo.

Además de ello, Spengler no considera que los avances tecnológicos y científicos sean una constante lineal hacia el futuro, sino considera que los propios han sido de la Civilización Occidental y su "modernidad" en contraposición a las otras que identifica y que considera que siguen ancladas en lo que se llamaría "antigüedad", pero para él, esto no obedece sino a dos paradigmas diferentes: las civilizaciones no-occidentales, pretéritas y presentes se enmarcan en un paradigma que él llama "Apolíneo", mientras que nuestra Civilización Occidental sigue un paradigma o ideal "Fáustico".

¿A qué se refiere con ello? El paradigma apolíneo (por Apolo, dios de la sabiduría, arte y belleza) ancla a la civilización al desarrollo espiritual e intelectual del hombre, no le interesa el desarrollo de prácticas o de cuestiones materiales y se expresa en el desarrollo del pensamiento religioso y filosófico, así como en las artes, desde la arquitectura y hasta la música. Spengler nos dice que Occidente empezó, durante su etapa de juventud, teniendo un paradigma apolíneo, mas durante su crecimiento y esplendor fue cambiando hacia un paradigma muy diferente al que denomina Fáustico por el personaje de Goethe, (autor al que Spengler admiraba muchísimo) el Dr. Fausto, ¿porqué? Fausto es un alquimista, un científico, un hombre que a través de la razón, planea desentrañar los misterios de la naturaleza para su beneficio: obtener oro del plomo o el elíxir de la eterna juventud, por ejemplo, finalmente, Fausto hace un pacto con el diablo para obtener todo lo que siempre soñó, como juventud, belleza, placeres, riqueza, fama y honores, pero nada de eso lo complace sino hasta que conoce a la princesa Margarita, encarnación de la verdadera felicidad y de la sabiduría, lo que empieza en Fausto siendo lujuria, termina volviéndose amor sincero y al último momento, es el amor y la intercesión de Margarita la que redime a Fausto, y el demonio Mefistófeles ve al último momento como el alma del alquimista le es arrebatada y llevada al cielo.

Spengler consideraba que Goethe había retratado en su obra lo que estaba pasando con el hombre desde el siglo XVIII y hasta el XX: la búsqueda de modificar la naturaleza y arrebatar los secretos de la misma a fin de lograr beneficios concretos y materiales, sin importar el costo ni las pérdidas, pero al final, la verdadera felicidad aparecerá lejos e inalcanzable --Margarita es inmune a los encantos diabólicos de Fausto-- hasta que haya una verdadera vuelta a las intenciones puras y los fines espirituales; así, la civilización fáustica estará destinada al fracaso y se derrumbará como todas las demás anteriores a ella, pero mientras otras civilizaciones o bien tienen la capacidad de regresar al inicio y retoñar, tras decaer, como estamos viendo con China o el Islam, la Fáustica perecerá sin remedio, aunque de sus escombros podrán surgir nuevos elementos para construir un nuevo mundo.

Y es que Spengler, como buen alemán, fue conmovido por la derrota de la Primera Guerra Mundial, y moriría en las vísperas de la Segunda atormentado por lo que iba a estallar, pero el historiador no se quedó pasmado ante la situación particular de su patria, vio más allá y se dio cuenta de que lo que acababa de ocurrir era el suicidio colectivo más grande de todos, sabía que toda nuestra civilización había quedado herida de muerte con el balazo que Gavrilo Princip le había propinado al Archiduque Francisco Fernando y la pesadilla que siguió. El abandono del paradigma apolíneo nos ubicó en una espiral descendente en que la visión del mundo y sobre el propio ser humano se simplificó y redujo a lo material, lo mecánico, lo cuantificable y capaz de ser medido y tasado. El ser humano se castró, y la Civilización Occidental se limitó en sus alcances, la Primera Guerra Mundial fue solo el inicio de lo que el predecía, iba a ser el periodo de decadencia de nuestro mundo, el uso de medios científicos y tecnológicos para la destrucción y la muerte, la caída de las últimas monarquías europeas sustentadas en una base teológica, como la Austriaca y la propia Alemana o la Rusa (marginalmente situada en la línea entre Occidente y otra cosa) terminaban con la concepción de un orden para abrir la puerta al caos democrático, mientras Darwin, Freud, Marx y otros colaboraban en reducir al ser humano a su mínima expresión, a despojarle de su dignidad y convertirlo en objeto, en engranaje, en pieza de la maquinaria, sea el Estado, sea el Mercado.

Todos los síntomas listados por mi maestro y que cito al inicio de este post seguramente habrán sido vislumbrados por Spengler: en efecto, ya no tenemos compositores que lleguen a las cotas de los clásicos: Mozart, Beethoven, Vivaldi, Bach, los últimos: Mahler, Orff, Sostakovich, de Falla, en el caso de México: Ponce, Moncayo, Chávez se fueron tras la primera mitad del siglo, cierto, en la música Rock actual se ha producido música de calidad, sí, pero estamos hablando de música popular, no de música con finalidad elevada y culta, la música sacra se ha igualmente mundanizado, más tras el Concilio Vaticano II y del solemne y espiritual canto gregoriano hemos pasado a las guitarras y coros de adolescentes en pantalones cortos. Los actores de Holywood pasan por intelectuales y un jugador de fútbol es celebrado más que cualquiera de los grandes artistas del pasado, celebramos los 500 años de las pinturas de Miguel Angel en la Sixtina, y hoy en día los grandes pintores solo plasman manchones de colores sobre lienzos que se subastan en cantidades millonarias, y si antes se inspiraban en lo sagrado, ahora sus temáticas giran en torno a lo blasfemo, lo vulgar, lo morboso y lo feo. La arquitectura ha dejado de enfocarse a lo estético para irse por lo funcional, la ciencia pretende sustituir a la Filosofía y a la Teología, la cultura verdadera se desprecia a favor de aquello que muestran los medios, y así es en todo, y al final, todo se tasa en dinero y el dinero es el objeto primordial de muchos al ser la puerta a los placeres y al ocio; como nunca antes, el entretenimiento, esto es, las actividades lúdicas para cuando no hay nada que hacer, son la industria más floreciente de todas.

Ante todo esto, no es difícil comprender porqué no tenemos ya estadistas como Richelieu, el Conde-Duque de Olivares o siquiera como Churchill o de Gaulle, porqué no tenemos líderes como Carlos V, Carlomagno o incluso Napoleón, sino políticos que son construcciones mediáticas y productos de mercadotecnia que se venden como productos de consumo a través de una adecuada imagen y de una oferta de comercial que promete la continuación de ese proceso de descomposición y la gente feliz, lo acepta, la decadencia es ya inevitable e imparable, solo nos queda preguntarnos qué seguirá; es notoria la influencia de Spengler en ciertos autores como Tolkien, Bradbury, Stephen King y apuesto que Pendleton Ward, el autor de la serie de animación post-apocalíptica Hora de Aventura también conoce de sus doctrinas, en todos ellos permea una desilusión por el mundo tecno-científico que hemos creado y postulan que el mismo no es señal de progreso, es una mera característica propia del tipo de civilización edificado, cuando éste perezca, y si hay un retorno a lo Apolíneo, lo que surja se parecerá más a la Edad Media que a nuestro mundo de Internet, computadoras, satélites y máquinas.

Como Fausto, nos queda el arrepentimiento y volver hacia el espíritu y los ideales en un último momento, casi como el Imperio Romano Oriental que gozó de un gran florecimiento cultural en Mistra a fines del siglo XIV, o el Romano Occidental en el pensamiento cristiano de los siglos IV a VI, pero ojo: a Fausto, la intercesión y el amor de Margarita le valieron la salvación de su alma, pero no le alcanzaron para evitar la muerte...