Buscar este blog

13 de enero de 2015

Y TRAS EL ATAQUE, TEORIAS Y CONSPIRACIONES



Tras el ataque a la Revista Charlie Hebdo y la ola de terror subsecuente, vienen las consecuencias, algunas las mencioné en el post anterior en su parte final, y parece que los líderes europeos que encabezaron ayer la marcha multitudinaria en París buscan cumplir al pie de la letra con las pesimistas y sombrías previsiones hechas por Michel Houellbecq en su última novela: Sumisión, para los líderes, quienes por cierto, hicieron una marcha juntos pero no revueltos con las masas, como trascendió en Internet, el peligro no está en los laxos controles migratorios y en la muy difícil, sino imposible integración de los musulmanes a la vida, la cultura y la sociedad de los países europeos, así como una serie de agravios hechos en el pasado reciente a los pueblos musulmanes que han fomentado en ellos el deseo de venganza, sino lo importante es defender una libertad de expresión absoluta e ilimitada, que ya no es libertad, sino libertinaje, y además, defender la Democracia francesa y europea ante el previsible empujón hacia arriba que pueden representar estos acontecimientos para un partido conservador, tachado de "ultra-derechista" como es el Front Nationale de Jean Marie y Marine Le Pen y por consiguiente, a otros partidos del mismo tipo, como "Amanecer Dorado" en Grecia o el movimiento de creciente anti-islamismo en Alemania.

Entre tanto, han aparecido teorías de la conspiración realmente disparatadas y hasta ridículas en torno a los atentados, a través de medios como la Red Voltaire y la infaltable RT; no debemos olvidar que ambos medios comparten un antiamericanismo recalcitrante, el primero por ser parte de una corriente de Izquierda radical que desde el 11 de Septiembre, a través de su director: Thierry Meissan, cuestionó la veracidad de los atentados en contra del World Trade Center de Nueva York y el Pentágono; solo en el caso del edificio de la Secretaría de Defensa norteamericana sí se pueden desprender dudas, de lo otro, es indudable que sí hubo una acción orquestada desde el exterior y dirigida a golpear a EUA en uno de sus puntales, en cuanto a RT, la televisora rusa obra bajo los dictados y a favor de los intereses del Kremlin, muchos no lo quieren creer, pero como están las cosas creo más probable una alianza entre Putin y Abú Bakr II en contra de Occidente que Rusia acuda a unirse a los europeos en contra de la amenaza islamista, para Moscú es ahora mucho más peligrosa la OTAN y toda la agresiva y errónea política de sanciones y baja del precio del petróleo, así como de expansión hacia el este de la Alianza Atlántica que la conformación de un nuevo Califato. Si éste contribuye a debilitar Europa Occidental y aliviar la presión sobre sus fronteras a través de Ucrania, claro que lo apoyaría, llegando a cierto acuerdo con respecto a Siria. Así, ambos medios tienen gran interés en presentar a EUA y a los gobiernos europeos actuales como encarnaciones mismas de la maldad en su nivel máximo que en buscar y presentar la verdad.

El año pasado comenté en este espacio un excelente libro que desmonta las clásicas teorías de la conspiración: Amos del Mundo de Juan Carlos Castillón. En tiempos de incertidumbre y de cambios vertiginosos como los actuales, nada más da certeza que echarle la culpa a alguien de los clásicos culpables de siempre a lo que pasa; me ha tocado ver en las redes sociales que dicen que Netanyahu acudió con sus peones los presidentes y ministros europeos y todo es el consabido complot sionista, cuando basta ver la foto con la que se encabeza esta entrada para ver en el semblante del político hebreo cierto gesto de desesperación y que, originalmente, Hollande no quería que el Primer Ministro Israelí acudiese al evento, y es que Israel, tras los bombardeos a Gaza, ha diluido su presencia e influencia internacional, mientras que sus enemigos Palestinos quedaron fortalecidos con el reconocimiento de gran parte de la comunidad internacional y su ingreso a la Corte Penal Internacional; entre tanto, el líder del Partido Likud se encuentra convertido casi en un paria, por lo que acudió a la marcha evidentemente para buscar apoyos de sus aliados con un: "se los dije, ya saben lo que se siente ser atacados por el terrorismo islamista".

Sin embargo, estos acontecimientos serán siempre manoseados, en México lo hemos visto con el caso Ayotzinapa, y ahora lo vemos a nivel internacional, el caso Charlie Hebdo dará tela para cortar a muchos mientras no se ve la realidad o se tapa la misma; tras lo acontecido, sí creo que el islamismo radical se ha anotado un triunfo contundente que le abre las puertas para otros muchos, la marcha por la unidad de ayer no demostró la fortaleza de Occidente, sino, por el contrario, sus debilidades, y creo que éste era uno de los principales objetivos del ataque.

Primero que nada: los Occidentales siempre creemos que los demás pueblos no son o no pueden ser tan avanzados o inteligentes como nosotros, y en el aspecto de estrategia militar y política esto se expresa al no considerar capaces a los no-occidentales de planes elaborados y acciones complejas: por ejemplo, muchos no creen posible que la acción de los terroristas en las instalaciones de la revista haya sido tan profesional, actuando como un comando con un objetivo preciso y el ataque haya sido perpetrado de modo quirúrgico. Se olvidan que Al-Qaeda no es más una serie de células dispersas sin conexión y que el ISIS tampoco consiste en bandas malarmadas y desorganizadas, por el contrario, Abú Bakr II está constituyendo ya las bases de un verdadero Estado, con incluso un gabinete de gobierno e instituido el servicio militar obligatorio, además, el dinero Saudita, Qatarí, Emiratí y Turco que presuntamente financia su operación fluye en la compra de armas y el entrenamiento, que originalmente fue proporcionado por militares norteamericanos y europeos para luchar contra Assad en Siria, es bien sabido además, que Kosovo y Bosnia cuentan con grandes centros de entrenamiento, y es claro que el ISIS no es una serie de guerrillas como los Talibán, sino que cuenta con un ejército en forma que puede tener fuerzas especiales entrenadas para este tipo de acciones.

Es el mismo error que cometieron los Cruzados, que se sorprendieron cuando vieron que los islámicos no atacaban como horda, sino con ejércitos perfectamente formados, entrenados y equipados (continuaban con la gran escuela miliar de Medio Oriente surgida con los Asirios y el Egipto ramésida); incluso el propio Cortés y sus hombres, de la Noche Triste y hasta Otumba, en que se ganó por un arranque de valor personal del propio conquistador y su raquítica caballería, sufrieron una serie de derrotas ante los ejércitos mexicas pese a sus armas de piedra, pues tampoco eran una masa informe e indisciplinada, sino que eran tropas profesionales con rangos y mandos establecidos, disciplina y formaciones de batalla y como muestra el Lienzo de Tlaxcala, en que se muestra la uniformidad, las formaciones y el equipamiento completo de las tropas indígenas para los estándares de la Mesoamérica de inicios del siglo XVI, precisamente sería hasta Otumba que empezarían las victorias españolas que culminarían con la caída de Tenochtitlan, una vez aprendidas las fortalezas y debilidades de su oponente: como saber que matando al comandante en jefe y capturada su bandera, el ejército se retiraba.

Ahora se comete ese mismo error, no se cree que los islamistas sean capaces de montar una operación así de precisa o como la del 11 de septiembre, sino que debió hacerse desde dentro de Occidente. ¡Craso error! Una postura así abona a la desinformación y beneficia a los grupos islamistas militantes.

Segundo: De igual manera, se presupone que los líderes islámicos son locos totalmente irracionales; esto es falso, en el Islam ha habido líderes que actuaron igual que Osama Bin Laden o el actual autoproclamado Califa, impulsados por un fuerte celo religioso, pero que no les impidió tener una visión política y pragmática de las cosas, incluso, que pasaron a la Historia como grandes estrategas políticos y militares, la lista incluye por supuesto al Sultán kurdo Saladino, al Califa Abasida Harún Al-Raschid, a los Omeyas andalusíes Abd-el-Rahman y Al-Manzor, y a los Califas Otomanos Mohamhed II y Solimán el Magnífico o el mongol musulmán Tamerlán entre otros muchos.

En tiempos recientes, se cometió el error de calificar de orate al líder de la Revolución Iraní de 1979: el Ayatollah Ruyollah Khomeini, en lo que en realidad fue un diferendo entre el régimen revolucionario y las potencias occidentales por la nacionalización de los recursos petroleros de la nación persa, el régimen fundado por él fue calificado de fanático, liberticida e irracional, aparte de que atizaron contra él a Saddam Hussein. La República Islámica, como hemos dicho, significó en realidad la fusión de conceptos de política occidental y Derecho Constitucional francés con las tradiciones islámicas y persas de Irán con un sistema realmente representativo y en mucha medida democrático y participativo. La condena que emitió el clérigo iraní contra Salman Rushdie, por otro lado, fue casi obligado para ganar apoyo y simpatía entre musulmanes no-chiítas por un Khomeini ya muy anciano y enfermo, además de que nadie la ha ejecutado ni parece haber querido hacerlo desde aquel entonces. El resultado de la demonización de Khomeini y la República Islámica fue enajenarle a Occidente el que sería un poderoso aliado como contrapeso del extremismo Sunnita de los países de lengua árabe.

Hoy en día, parece que se cree que Abú Bakr Al-Baghdadí es incapaz de tomar decisiones de tipo estratégico por ser un demente ridículo; sin embargo, es el hombre que en unos cuantos meses convirtió a un pequeño grupo escindido de Al-Qaeda y la oposición siria en una potente fuerza de combate y todo un proyecto político ambicioso, con organización y medios propios, precisamente, de un Estado. Además, tal parece que el ataque contra el pasquín francés tuvo en mucho el carácter de sondear a Occidente y demostrar varias cosas. Claro, para el Occidental que lleva desde 1789 ridiculizando a los monarcas y que cree que los mismos son solo personajes extravagantes de la revista Hola, por vivir en la "Era de las Democracias" el que un líder asuma un título monárquico y pretenda instaurar un imperio o monarquía universalista suena a locura, no así en Medio Oriente, donde la Democracia y las Repúblicas han sido frutas exóticas o membretes para sostener monarquías de hecho. El pensamiento político musulmán y aún el pre-musulmán: Persia, Babilonia, Egipto faraónico, etc. es muy diferente al nuestro, bien hace falta leer más a Ibn-Khaldún para entenderlo.

¿Qué quiso demostrar Su Majestad Imperial Abú Bakr II (a como van las cosas, creo que debemos irnos acostumbrando a darle el tratamiento que por protocolo recibían los Califas, recuérdese que este título equivale al de "Emperador" en Occidente):


  • La hipocresía occidental y en particular europea: resulta que a los europeos les duele más la pérdida de 12 dibujantes y periodistas de dudosa calidad moral --estoy viéndolo desde la óptica de los islamistas, por supuesto que su asesinato es lamentable-- que los miles  de Cristianos asesinados en Siria-Irak y Nigeria; el impacto que se busca sobre estos es que se sientan abandonados, cuando ni siquiera el Papa Francisco I ha salido a la defensa enérgica de ellos, ni de la doctrina cristiana, ni mucho menos los paladines europeos ni Obama. ¿No provocará esto el resentimiento en muchos y la apostasía para volverse musulmanes y unirse al bando ganador? Además, es de recordar que el fundamentalismo islámico que ha matado a tantos en esos países surgió del financiamiento occidental que le preparó para combatir a Assad y en el seno de las "Primaveras Árabes" que no trajeron la Democracia sino fortalecieron a los grupos radicales. Francia en especial fue fundamental para el derrocamiento de Gaddaffi en Libia y el alzamiento en Túnez que acabó instaurando el caos tribal en el primer país, algo usufructuado por los radicales, y por el ascenso del fundamentalismo en la antigua Cartago. Ahora pronunciarse contra las consecuencias de lo que ellos mismos provocaron es hasta insultante.
  • La defensa del Vacío: No se está defendiendo la libertad de expresión, no en un sentido positivo, sino que queda claro que Occidente ha entrado en lo que Juan Manuel de Prada y otros autores han definido como "libertad negativa", es decir, actualmente la libertad es entendida no como el poder hacer aquello que debemos o que nos lleve a la virtud, sino para fines negativos: la libertad se predica para el vicio, la corrupción: el sexo promiscuo e indiscriminado, la búsqueda irrefrenable del placer, las drogas y en este caso, la libertad de insultar, menospreciar al otro y a nombre de la libertad y del "progresismo" discriminar o ridiculizar a quien mantiene creencias religiosas, sean cuales sean; en realidad, lo que se defiende es la irresponsabilidad y el poder inmenso que, en una sociedad de la información, en palabras de Alvin Toffler, tienen quienes manejan el oro intangible de los datos, esto es, los medios de comunicación que a través de ellos pueden formar la conciencia pública y manipular mentes: el "día de ir al metro sin pantalones" muestra la enorme capacidad de los medios, redes sociales incluidas, para inducir en la gente conductas estúpidas y hacerles actuar como borregos, pero además, haciéndoles sentir que son más libres y rebeldes. Ante todo esto, y con el divorcio entre Occidente y Cristiandad, queda claro que solo tenemos un vacío y un valor, la "Libertad" en sentido genérico que no se define y no se sabe usar... por ello no es de extrañarse que haya tanto europeo y aún australianos y norteamericanos y canadienses que se convierten al Islam y se unen a las fuerzas del Califa, buscando algo que llene el inmenso hueco espiritual.
  • Las debilidades de la Democracia: Lo que temen los políticos europeos no es al Islam, sino al ascenso de los partidos políticos tachados de "ultra-derecha" como ocurre con el Front Nationale francés, la razón es simple: actuar limitando la inmigración o controlando a la creciente población islámica en el Viejo Continente sería contrario al espíritu de inclusión y de pluralidad de la Democracia, no pueden ir contra el sistema político en el que se encuentra la base de su poder ni la estructura del Estado. Los países europeos huyen del trauma del nacionalismo que alentó a las viejas guerras, en particular las dos mundiales, y del racismo de los Nazis, por lo que no pondrán freno al ascenso del Islam en sus territorios y en su demografía, ni tampoco, lo que seguramente se dará, a su participación en la política; al final, parece que Houellbecq tendrá la razón.
  • Europa, a su suerte: La notoria ausencia de Barry Soetoro/Barack Obama de la marcha del domingo deja muchas preguntas al aire, en EUA esto ha sido visto como un acto de cobardía, más bien creo que fue de prudencia de no querer atraer el fuego islamista sobre su territorio, cuando todavía está fresca en la memoria el terrible atentado en el Maratón de Boston; hubiera sido poco conveniente para los norteamericanos aparecer en solidaridad con los franceses y que su mandatario estuviese al frente del contingente V.I.P. que encabezó la manifestación, de inmediato se hubiera interpretado como un acto de liderazgo y meterse en la línea de fuego. Sin embargo, también parece que el coloso del norte le está diciendo a los europeos que ya tiene bastante protegiéndolos de Rusia, lo del Islam es un problema interno que la Unión Europea debe resolver por su cuenta.

Ante todo esto, no queda más que reírse de las teorías conspiranóicas que circulan por ahí; es cierto que la Administración Obama no ha sido de lo más acertada, pero la peregrina idea de que Washington desea crear una guerra civil en Francia para levantar la economía global es ridícula, no sacrificarían a uno de los principales aliados y miembros de la OTAN por ello, también es una estupidez decir que esto es un castigo por reconocer a Palestina e irse contra los Sionistas, no comprenden que ahora la influencia de Israel está desapareciendo, y por el contrario, las petromonarquías se han hecho con un poder inmenso, son quienes han apoyado a EUA contra Rusia manipulando los precios del petróleo, (¿a cambio de qué?) y tienen enormes inversiones en los países de la Unión Europea.

No, estamos ante la decadencia inminente de Occidente, que empieza por Europa y ante el ascenso del Islam como una fuerza emergente que quizá concluya con la erección de un quinto Califato, un nuevo Imperio que, simplemente por demografía, será una de las mayores potencias mundiales; de un de repente, volveremos a una especie de Edad Media, con un Occidente derrumbándose, por ello comparto también el pesimismo de Wanderer acerca del panorama futuro. Este año 2015 continuará con el asalto al poder mundial que iniciaron en el 2014 Rusia, con su recuperación de Crimea y China con sus logros económicos. Para diciembre, solo espero no estar escribiendo sobre un montón de ruinas.

No hay comentarios: