Buscar este blog

14 de septiembre de 2012

LA PELICULA DE LA DISCORDIA



Aquí reproduzco el cortometraje "Innocence of Muslims" producido y dirigido por un supuesto Sam Bacile, nativo de California, EUA, que se ha convertido en la supuesta manzana de la discordia que ha desatado una ola de ataques de turbas, y grupos militantes radicales islámicos en contra de sedes diplomáticas de Estados Unidos y aliados occidentales, quedando desenmascarada la verdadera naturaleza radical, fanática y agresiva de la "Primavera Arabe".

El problema que hay alrededor de este filme, por el cual todo Occidente ahora hace un "Mea Culpa" a mi parecer, humillante y rastrero hacia los musulmanes que me recuerda, siguiendo en la tónica de la entrada anterior, a las humillaciones que los embajadores romanos, como Prisco, que nos dejó una relación de las mismas, se imponían a sí mismos ante la corte de Atila el Huno para llevarle el pago de un cuantioso tributo a cambio de que el líder nómada no lanzara a sus hordas contra el Imperio, sea el Oriental u Occidental. Se me hace muy curioso el cómo se reacciona con terror ante el Islam, y de inmediato los líderes occidentales se ponen de rodillas ante ellos a fin de evitar que receten un nuevo 11 de septiembre o un nuevo Lockerbie, mientras, las ofensas hacia el Cristianismo de cualquier signo (Protestante, Católico u Ortodoxo) son toleradas en nuestros países y hasta fomentadas, el Código Da Vinci por ejemplo, las burlas hacia el infantil y estúpido intento de restauración de una pintura por una anciana española que implícitamente llevaban la tendencia a hacer burla de la misma figura del Salvador, no fueron objeto de censura alguna, por el contrario, quien se atreviera a cuestionar las bases y los contenidos de la novela de Dan Brown y de su consecuente versión cinematográfica era tachado en forma inmediata de fanático e intolerante.

Pero en fin, el pensamiento de Izquierda Progresista actualmente imperante en nuestros países hace que exista un doble rasero: por un lado se respeta al Islam, no sea que los señores de turbante se enojen y reaccionen inmediatamente con violencia, mientras que se desprecia a lo propio: la raíz cristiana de la Civilización Occidental: finalmente, se confía en que los verdaderos creyentes no harán más que poner la otra mejilla, lo que es interpretado como dejar vejarse sin oponer resistencia alguna.

Entre tanto, Putin ha manifestado su repudio a las acciones violentas que se han producido, incluyendo, por supuesto, el reprobable asesinato del Embajador Stevens, aunque también restriega a Occidente las críticas que recibió por la actuación de las autoridades rusas en el caso "Pussy Riot", señalando la importancia de que las autoridades actúen en defensa, precisamente, de la libertad religiosa impidiendo la ofensa directa y la burla con evidente objeto de hacer escarnio y dañar, a las creencias de los demás. Y en esto, creo que el estadista ruso tiene razón; puede, en dado caso, hacerse una crítica racional en contra del Cristianismo, del Islam, del Mormonismo, la Cienciología o del Budismo, misma que ciertamente, al menos en el caso de la Iglesia Católica, puede contestarse a través de una buena Apologética, como lo hicieron varios de los Padres de la Iglesia desde el siglo II d.C. y varios teólogos a lo largo de la Historia desde entonces, mas ya se entra en otros terrenos cuando lo que se busca es desprestigiar por nomás, hacer burla o incitar la agresión en contra de un grupo de creyentes en una u otra doctrina, lo que puede desatar división en la sociedad, persecuciones, confrontaciones y como vemos ahora: violencia irracional.

Pero además, el cortometraje ahora cuestionado, y hecho especialmente para ser difundido a través de la red mundial, ha generado muchas dudas en cuanto a su autoría e intenciones. Así, primero se dijo que el tal Bacile era un Judío con doble nacionalidad: norteamericana e israelita, posteriormente, sin embargo, y tras toda una extraña trama de pseudónimos, falsas identidades, condenas por fraude y demás, se dedujo que, en realidad, se trata de un egipcio cristiano exiliado en Estados Unidos y que hizo el vídeo para atacar a los radicales islámicos que se han hecho con el poder en El Cairo, a lo que se suman los supuestos dichos de los actores que intervinieron en el cortometraje, que aducen que la voz les fue doblada posteriormente para convertir a una parodia bíblica en una burla al Islam, aunque por ahí también ha aparecido la versión de que el verdadero cerebro detrás de esta pobre producción no es otro sino el pastor evangélico que intentó quemar ejemplares de El Corán hace unos meses.

A mí, en lo particular, se me ocurren tres hipótesis:

  1. La conspiranóica: Se trata de un montaje, producido por los sectores más radicales islamófobos de EUA o la propia Administración Obama que produjo el vídeo para provocar una justificación para corregir la política de Washington en torno a la "Primavera Arabe", así, se daría una nueva intervención militar en Libia, y se amenazaría a los cada vez más radicalizados nuevos regímenes de Túnez y Egipto (donde el régimen militar fue desmantelado fácilmente por Morsi y la Hermandad Musulmana hace un mes) a fin de apoyar a los elementos liberales y prooccidentales, mismos que son minoritarios, dentro de los movimientos revolucionarios que se hicieron con el poder para expulsar de ellos a los elementos fundamentalistas y cercanos a las organizaciones radicales militantes, así, EUA recuperaría el control sobre esos países, resulta coincidente con esta hipótesis la declaración de Obama en que dijo que ya no considera a Egipto su aliado,--aunque tampoco su enemigo--y le pide al país del Nilo gobernado ahora por los radicales, una definición. En este caso, el Embajador Stevens sería un "cordero pascual" sacrificado en aras de este cambio de postura de la administración demócrata que se ha dado cuenta de que se había apoyado al enemigo y ahora hay que combatirlo. Sin embargo, esta tesis tiene en contra el que de aquí a Noviembre, que son las elecciones federales, hay poco tiempo como para desplegar fuerzas militares en Libia, tal vez Túnez y tal vez Egipto, y llevar a cabo campañas militares para dar caza a la fortalecida Al-Qaeda y sus grupos satélites o simpatizantes. Obama no tiene tiempo para hacerse con una victoria rutilante que le asegure permanecer en el despacho oval otros 4 años; por el contrario, podría plantearse que fue algo preparado por los Republicanos como un acto de provocación, deseosos de reavivar la llama, nunca apagada, por cierto, de la belicosidad Neoconservadora y lanzarse contra los nuevos regímenes radicalizados Sunnitas, y así, desprestigiar a Obama mostrándolo como un fracaso en Medio Oriente. El problema es que ni de una forma ni de otra, creo que EUA se arriesgue a perder a los aliados con los que contaba para armar ese cinturón defensivo contra Irán del que hemos hablado aquí.
  2. La más plausible: Al-Qaeda y los grupos radicales islamistas, fortalecidos por la alianza nominal que ha tenido con EUA a cambio de hacerse con el poder en varios países de la región: desde Túnez a Siria para combatir a Irán, (donde quizá una parte del trato fue la eliminación de Bin Laden, ya sea que estuviera vivo hasta el 2010 o bien, de su fantasma, lo que benefició a la dirigencia actual) decide retomar la hostilidad contra la potencia americana como aniversario del 11 de septiembre y porque se les ha negado hacerse con el poder en Yemen, además, las petromonarquías del Golfo y Turquía ven en Obama a un mandatario débil al que han usado y reusado para sus fines mientras han patrocinado los alzamientos en el Levante, quieren establecer el cinturón antipersa, pero también desean sacar a EUA de la región y tener ellos todo el beneficio, así que deciden iniciar los ataques contra las sedes diplomáticas norteamericanas, la publicación en Youtube del corto de la discordia sería hasta cierto punto coincidente y fue debidamente aprovechada para excitar en las masas la reivindicación de la fe Islámica, debemos recordar que, a diferencia de Jesucristo, Mahoma planteó que en caso de ataque, y más contra la Religión, el Islámico debe recurrir, incluso a la fuerza, para la defensa, lo cual por supuesto, deriva en las otrora terribles campañas imperiales de los Califatos Arabes y Otomano. Por cierto, debemos recordar el gusto de los Musulmanes por la numerología, ese estudio místico de las matemáticas del que derivaron el álgebra y la geometría analítica, si los servicios de inteligencia estudiaran esto, quizá podrían predecir los próximos ataques islamistas: fíjense: a los 11 años exactos (no a los 10), de lo sucedido el 11 de septiembre del 2001 se inició esta ofensiva contra las sedes diplomáticas norteamericanas...
  3. La no descartable: Que, finalmente, tal y como yo lo había dicho ya en varias ocasiones, alguien subió a Internet una estupidez, a una red social como es Youtube y eso está a punto de desatar una severísima crisis que quizá no pare y pueda tener consecuencias terribles.
Lo que es claro es que de entrada, este suceso puede acabar con la reelección de Obama: el afroamericano y su Secretaria de Estado Hillary Clinton equivocaron su política respecto a las Primaveras Arabes, las apoyaron y fomentaron en su estrategia errónea en que dejaron caer a dos aliados de Occidente. Ben Alí en Túnez y Mubarak en Egipto, y a un Dictador que si bien había sido uno de los principales impulsores del terrorismo, pero que al final había demostrado ser un interlocutor con el que podía negociarse y llegar a acuerdos, en pos de un proyecto de apaciguamiento hacia el radicalismo islamista y la conformación de un cinturón defensivo en contra del engrandecimiento de Irán, de súbito, despertaron a la realidad de que han dado de comer al cuervo, han alimentado al monstruo que ahora amenaza con devorarlos, mostrando en forma increíble el desmoronamiento del poder norteamericano en los últimos once años, pese a sus ejércitos, su tecnología y su aparente fortaleza; como el Imperio Romano a fines del siglo IV, en que su poderío parecía todavía inmenso exhibe ahora enormes debilidades que han sabido ser explotadas por un enemigo hábil que en un conflicto totalmente asimétrico ha sabido manejar la imagen pública, el antiamericanismo y el antisionismo como sus principales armas.

Se ha desatado un proceso de radicalización y de fortalecimiento de las organizaciones militantes y agresivas en el Islam impulsadas por las potencias emergentes de la región, que han decidido, por su propia cuenta, enfrentarse al resurgente Irán y sacudirse la influencia norteamericana, al que ahora quieren usar como instrumento para sus intereses; esto apenas está empezando y quién sabe a dónde nos va a parar, la situación internacional no está nada bien y el futuro inmediato no es halagüeño. En este contexto, el nuevo gobierno en México deberá buscar mantenerse neutral en todo conflicto que pueda surgir, y procurar aprovechar las circunstancias como en el pasado se hizo con la Segunda Guerra Mundial, no quedará de otra más que pensar en el interés nacional.

No hay comentarios: